Sábado, 04.04.2020 - 11:56 h
Garamendi pide que se hable con los agricultores 

CEOE lanza otro dardo: "Es fuerte que se diga que el SMI no influye en el campo"

Se muestra partidario de negociar fuera de los focos, con discreción, para facilitar los acuerdos y que se tenga en cuenta a los empresarios. 

Antonio Garamendi, CEOE
Garamendi:"Es un poco fuerte que se diga que el SMI no ha influido en el campo". / E.P. 

El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, ha afirmado este jueves que es "un poco fuerte" que el Gobierno diga que la subida del salario mínimo interprofesional (SMI), del 22,3% en 2019 y del 5,5% en 2020, no está perjudicando al sector agrario. "Nadie puede decir que solo un elemento de toda una confluencia de temas sea lo que impacta, pero que se diga que no influye que el SMI ha subido en el campo un 27% me parece un poco fuerte. Si el Gobierno y los sindicatos piensan que no impacta, que se abra una mesa del campo y se hable con los agricultores", ha señalado.

El dirigente empresarial ha respondido así al ser preguntado por las declaraciones del presidente de la Junta de Extremadura, Guillermo Fernández Vara, en las que vinculaba los datos de paro y empleo de su comunidad con la subida del SMI. Garamendi ha dicho de Fernández Vara que "tiene siempre buen criterio" y que es una persona "preocupada por su tierra".

El presidente de la CEOE, en declaraciones a RNE recogidas por Europa Press, ha apuntado que "hay un montón de comunidades" donde el SMI ya está en el 60% del salario medio o en más de un 50%, y ha señalado que mientras en Extremadura el SMI que va a pagar en el campo este año será de 950 euros mensuales, en Portugal será de 600 euros.

Garamendi ha subrayado que en Europa hay países que tienen "mucho cuidado" de no plantear el SMI en relación al salario medio (en España el Gobierno se ha propuesto que el SMI alcance el 60% del salario medio a final de legislatura) y ha añadido que en España no es lo mismo un SMI de 950 euros en Barcelona o Madrid que en Almendralejo o Don Benito. "Siempre hablamos de la España diversa y luego la unificamos cuando nos interesa", ha apostillado.

El dirigente empresarial ha instando a convocar la mesa del campo para ver los problemas que tienen los agricultores con la subida del SMI y los costes de Seguridad Social que esta conlleva, y estudiar por ejemplo si se les bonifican las cuotas. "No sé si hay que hacer bonificaciones, pero si dicen que no afecta, que convoquen a la mesa del campo para ver qué problemas hay, porque problemas hay", ha agregado.

Garamendi ha afirmado que el acuerdo alcanzado con el Gobierno y los sindicatos para subir el SMI a 950 euros es "razonable", pero no quiere negociar una senda de subida del salario mínimo para los próximos años. En su opinión, hay que ir "partido a partido", es decir, año a año, sobre todo porque el crecimiento económico español se está desacelerando.

"Si no hay acuerdo en subcontratación, habrá problemas" 

En este sentido, Garamendi ha afirmado que para seguir creciendo y creando empleo hay que evitar hacer "locuras" y hacer políticas económicas adecuadas. Aquí el presidente de la CEOE ha recordado que "la famosa reforma laboral" que el Gobierno quiere derogar ha permitido crear empleo con crecimientos del PIB inferiores al 2%, algo que antes "nunca había pasado".

Además, ha insistido en que si los cambios que se hagan en la legislación laboral restan a las empresas capacidad de adaptación, el empleo se verá perjudicado. "No se creará o incluso se destruirá", ha opinado. Sobre la subcontratación, ha asegurado que si no se consigue un acuerdo al respecto en el diálogo social, "España tendrá un problema".

Garamendi se ha mostrado partidario de negociar fuera de los focos, con discreción, para facilitar los acuerdos y, en todo caso, que se tenga en cuenta a los empresarios. "No decimos que tengamos la verdad absoluta, pero los que no han levantado nunca la persiana (de un negocio) tampoco la tienen", ha remarcado.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING