Domingo, 05.04.2020 - 03:25 h
CEOE ya maneja informes internos de impacto

Garamendi encarga un 'balance de daños' por el SMI para frenar las próximas alzas

Organizaciones sectoriales y territoriales rastrean los convenios afectados por el nuevo suelo salarial de 950 euros para medir su impacto real.

Fotografía acuerdo SMI diálogo social / EFE
Antonio Garamendi (CEOE) quiere argumentos para dar la batalla con el SMI en el diálogo social / EFE

CEOE y Cepyme transigieron a la hora de dar su 'plácet' a la subida del Salario Mínimo a 950 euros para no empezar la trayectoria del diálogo social bajo el nuevo gobierno de coalición de izquierdas con un choque frontal que pudiera condicionar el resto de las negociaciones, entre las que se jugarán aspectos tan críticos como el grado de reversión de la reforma laboral aprobada por el PP en 2012 o la financiación futura del sistema público de pensiones en las que las empresas se juegan miles de millones de euros. Tanto Antonio Garamendi (CEOE) como Gerardo Cuerva (Cepyme) ya advirtieron, no obstante, que se trataba de un respaldo puntual y que no se extendía a ese plan plurianual que parecen compartir Gobierno y sindicatos para llevar el SMI al 60% del salario medio a lo largo de la legislatura, lo que lo situaría en una horquilla entre los 1.100 y los 1.200 euros mensuales con 14 pagas.

Para cargarse de razones y 'armarse' de argumentos de cara a esa negociación, Garamendi y su equipo han pedido a las organizaciones territoriales y sectoriales que forman parte de CEOE que hagan una batida sobre los convenios que les son de aplicación para identificar, en primer lugar, cuántos se han visto afectados por la nueva subida del SMI hasta  los 950 euros y, en segundo lugar, de qué modo ha impactado esa fuerte elevación experimentada por el mínimo salarial legal en España en los dos últimos años sobre su actividad económica y sobre el empleo, según confirman a La Información fuentes de algunas de las organizaciones empresariales más afectadas de forma directa por esta medida.

La Comisión de Servicios Especializados Intensivos en Personas de CEOE, que preside la presidenta del Grupo Eulen, María José Álvarez, es la que más ha empujado en este sentido y de hecho sitúa el asunto como uno de sus objetivos prioritarios para el año 2020, según se recoge en un documento interno al que ha tenido acceso La Información. En ese documento, y dentro del Plan de Acción para 2020, se recoge el objetivo de "evaluar el impacto del coste del incremento del SMI en los distintos convenios colectivos", un trabajo en el que ya se han puesto manos a la obra, como confirman fuentes conocedoras de esos trabajos.

Ese órgano, de muy reciente creación y escindido de la Comisión de Concesiones que preside el presidente de Seopan, Julián Núñez, aglutina a un grupo de asociaciones sectoriales que comparten la característica de ser intensivas en mano de obra, de competir por tanto con márgenes bastante reducidos y de estar muy vinculadas a la contratación pública. Hablamos de los servicios a empresas, el sector de la limpieza, el de la seguridad o el de mantenimiento general, un ramillete de sectores que explican el 5% del PIB nacional, que dan empleo a más de 1,8 millones de personas y en los que la subida del SMI ha impactado de lleno.

"Nuestra asociación sectorial ya ha localizado más de una docena de convenios afectados por la subida y nos consta que el resto de sectores ya han empezado también a hacer ese rastreo", señalan fuentes empresariales de uno de los sectores que están dentro de esa Comisión. "Queremos disponer de una foto precisa del impacto que ha tenido la subida del Salario Mínimo para que se vea de forma muy clara que sí, que las subidas del SMI no salen gratis e impactan sobre el empleo", asegura un portavoz de otra asociación sectorial.

La Comisión presidida por María José Álvarez se plantea también elaborar un informe para el Ministerio de Trabajo y la Junta Consultiva de Contratación para dar cumplimiento al compromiso de la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, con CEOE de que respaldaría el establecimiento de un cauce para compensar la subida del SMI en los contratos públicos...en contra de lo que fue el criterio del Ministerio de Hacienda el año pasado.

El equipo de analistas de CEOE elaborará un informe de impacto

El trabajo de campo facilitado por las organizaciones sectoriales y territoriales de CEOE se volcará en el Departamento de Asuntos Económicos para que el equipo de analistas dirigido por Gregorio Izquierdo -recientemente reconocido por la Diana Esade, como uno de los más precisos de España en sus proyecciones sobre el comportamiento del empleo- elabore un informe de impacto de la subida del Salario Mínimo a 950 euros.

Así se recoge también en el Plan de Acción para 2020 de la Comisión de Asuntos Económicos y Financieros, que preside Íñigo Fernández de Mesa y desde la que se sustancian los informes que elabora el equipo de analistas de CEOE. Su Plan de Acción para 2020, que también prevé hacer un estrecho seguimiento sobre el impacto en la economía de las medidas de política económica que apruebe el nuevo Ejecutivo y plantear con la ayuda del 'Grupo de Actividad del Sector Privado', en el que están representados los servicios de análisis de algunas de las principales empresas del país, medidas de reforma económica, identifica como uno de sus objetivos críticos para este ejercicio "profundizar en el análisis del marco laboral" y ,dentro de este epígrafe, compromete una serie de estudios e informes sobre los cambios estructurales incluidos en el mercado laboral, entre los que destaca la subida del Salario Mínimo.

Desde el área, de hecho, ya se deslizó a finales de 2019 un primer análisis de lo que podría suponer una subida del SMI a 1.000 euros -como se hablaba entonces- y se estimaba que obligaría a revisar alrededor de un millón de nóminas de trabajadores a sueldo de las empresas.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING