Precintan 500 kilos de embutidos y quesos que se vendían en la calle sin protección

Este servicio se realizó el pasado 23 de diciembre dentro de un operativo establecido para el control de la seguridad alimentaria y nutrición de los alimentos, en colaboración con un técnico veterinario del Servicio de Sanidad del Gobierno de Canarias. En el momento de la inspección se observó cómo se estaban vendiendo embutidos (jamones, chorizos, chicharrones) frescos y curados, así como quesos.

Muchos de esos productos carecían de envase y se encontraban ya cortados, careciendo de film protector o similar. También estaban expuestos en el puesto de venta en una vitrina isotérmica que estaba apagada, encontrándose los productos a temperatura ambiente en el momento de la inspección, no respetando la cadena de frío impuesta por el productor. Además, se observaron cajas de productos embutidos en el suelo y otras que carecían del etiquetado obligatorio.

Al no poder garantizarse la calidad de los productos a la venta, los cuales necesitan frío, se procedió al precintado de la mercancía, la cual quedó bajo la responsabilidad del supuesto infractor, bajo la advertencia de poder incurrir en responsabilidad Administrativa o Penal en caso de violentar dicho precinto, y a disposición de la autoridad sanitaria administrativa competente.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios