Se trata de entidades medianas

Japón aprieta la legislación y obliga a cerrar cinco mercados de criptomonedas

Las autoridades japonesas temen que haya operaciones de lavado de dinero tras la gran proliferación de negocios con monedas virtuales.

Sede de Coincheck
Sede de Coincheck

Cinco mercados de criptomonedas de Japón planean cerrar sus actividades ante el incremento de las exigencias de seguridad del regulador japonés, a raíz del robo multimillonario que sufrió en enero una de las mayores empresas del sector. Las cinco casas de cambio, que se encontraban a la espera de obtener un permiso de la Agencia nipona de Servicios Financieros (FSA), pondrán fin a sus actividades debido a su incapacidad para cumplir los requerimientos más estrictos de este organismo, según informó el diario económico japonés Nikkei.

Se trata de los operadores GateWay, Mr. Exhange, Raimu, bitExpress y Bit Station, todos ellos con un volumen de mercado pequeño comparado con los gigantes japoneses del sector, BitFlyer, Zaif y Coincheck, el cual fue objeto del que ha sido el mayor hackeo hasta la fecha de un mercado de criptomonedas.

El ciber-ataque perpetrado contra Coincheck a finales de enero causó el robo de monedas virtuales NEM por valor de unos 400 millones de euros (493 millones de dólares), y llevó a Japón, un país pionero en la regulación del sector, a intensificar la vigilancia sobre los operadores.

Evitar el lavado de dinero

La normativa nipona exige a todos los mercados de criptomonedas que operen en el país que se registren en la FSA y cumplan determinados requisitos de seguridad y transparencia, además de obligarles a verificar la identidad de sus clientes para evitar el lavado de dinero y otras transacciones ilícitas.

Tanto Coincheck como los cinco mercados que cerrarán sus operaciones se encontraban a la espera de registrarse en el regulador japonés, aunque la FSA les había permitido continuar operando con la condición de cumplir pronto sus exigencias.

En Japón operan un total de 32 mercados de criptomonedas, de los cuales la mitad están en proceso de aprobación por el regulador nipón, cuyo enfoque más duro está llevando a la reestructuración de un sector en el que habían proliferado numerosas empresas.

Se espera que los cinco mercados abandonen su negocio tras devolver a sus clientes los activos en yenes o criptomonedas que almacenaban en carteras digitales, según el antes citado diario japonés.

Asimismo, el regulador nipón emitió una advertencia la semana pasada contra la casa de cambio de criptomonedas Binance -con sede en Hong Kong y la mayor del mundo por volumen de negocio- por operar sin licencia en Japón.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios