Kerry promueve el acuerdo nuclear con Irán ante sus aliados del Golfo

  • El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, se reúne este lunes en Doha con sus homólogos de las monarquías árabes del Golfo para ofrecerles garantías sobre las consecuencias en la región del acuerdo sobre el programa nuclear iraní.

Kerry, de gira por Oriente Medio, ya visitó El Cairo, y este lunes debe intervenir en la capital catarí en una reunión de ministros de Relaciones Exteriores de los países miembros del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG), compuesto por Arabia Saudita, Bahréin, Emiratos Árabes Unidos, Omán, Kuwait y Catar.

Posteriormente, Kerry participará en un encuentro tripartito inédito con sus homólogos ruso y saudí, Serguei Lavrov y Adel Al Jubeir, para abordar esencialmente el conflicto sirio, según un diplomático del Departamento de Estado.

Las monarquías del Golfo desconfían de las ambiciones regionales de Teherán, aunque Arabia Saudita, gran rival de Irán en la región, ha expresado oficialmente su apoyo al acuerdo nuclear.

De una duración de diez años, el compromiso debe garantizar que Teherán no se dotará jamás de la bomba nuclear a cambio de un levantamiento progresivo de las sanciones internacionales que ahogan su economía.

Tras la gira por Oriente Medio del jefe del Pentágono, Ashton Carter, Kerry tratará de "responder a todas las cuestiones que los ministros del CCG puedan tener (...) para que estén satisfechos y apoyen nuestros esfuerzos", explicó un responsable del Departamento de Estado.

Este diplomático estadounidense se felicitó de que el jefe de la diplomacia saudita haya "expresado públicamente la satisfacción del gobierno saudíta ante un buen acuerdo".

Ello pese a que el propio Al Jubeir denunció la semana pasada las "declaraciones agresivas" de responsables iraníes, después de que Teherán acusara a Bahréin de exacerbar las tensiones al hacer acusaciones infundadas contra Irán.

El domingo en El Cairo, el jefe de la diplomacia estadounidense ya aseguró ante sus anfitriones egipcios que el acuerdo con Irán reforzaría la seguridad de los países árabes.

"No cabe ninguna duda de que si se aplica completamente el acuerdo de Viena, Egipto y todos los países de esta región estarán más seguros que nunca", afirmó Kerry en una rueda de prensa junto al jefe de la diplomacia egipcia, Sameh Shukri.

No está previsto que Kerry comparezca tras la reunión del CCG, pero dará una rueda de prensa en Doha a primera hora de la tarde, antes de volar a Singapur.

Una vez más, Kerry insistió el domingo en que "Irán estaba inmerso en actividades desestabilizadoras en la región y por ello es tan importante asegurarse de que su programa nuclear es enteramente pacífico".

Al mismo tiempo, el presidente iraní Hasan Rohani declaraba durante una entrevista televisada que el acuerdo sobre el programa nuclear de su país alcanzado con las grandes potencias creará "un nuevo clima" para solucionar las crisis regionales como las de Yemen o Siria.

Teherán y Riad, principales potencias chiita y sunita de la región, son rivales en ambos conflictos.

Peso pesado del Golfo, Arabia Saudita dirige una coalición que bombardea desde marzo las posiciones de los rebeldes chiitas hutíes en Yemen para evitar que los insurgentes, apoyados por Irán, se hagan con el control de todo el país.

En Siria, Irán es el principal aliado regional del régimen del presidente Bashar al Asad, combatido por una oposición en parte apoyada por Arabia Saudita.

nr/tm/tp/aoc/pc

Mostrar comentarios