La Cámara de Barcelona dice que la presión fiscal frenará el consumo

  • La presión fiscal logrará máximos en el 2014 y frenará el consumo y la confianza empresarial, según el análisis de los Presupuestos Generales del Estado para el año próximo que efectúa el presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls.

Barcelona, 6 oct.- La presión fiscal logrará máximos en el 2014 y frenará el consumo y la confianza empresarial, según el análisis de los Presupuestos Generales del Estado para el año próximo que efectúa el presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona, Miquel Valls.

En un comunicado, Valls lamenta que la carga fiscal haya pasado del 14,8 % del PIB en el 2010 al 17,1 % en el 2014, y asegura que las medidas fiscales de estímulo a los emprendedores y a la pequeña empresa recogidos en los Presupuestos de 2014 tendrán un escaso impacto sobre la economía.

La Cámara considera insuficientes las medidas de apoyo al sector industrial, aunque valora positivamente el aumento de gasto en promoción internacional.

Según Valls, "la política fiscal que necesita un país que está saliendo de la recesión no es un aumento de la presión fiscal, sino más políticas de impulso a la economía".

La Cámara considera que el proyecto de Presupuestos del Estado para el 2014 es "realista en cuanto a las previsiones económicas pero decepcionante por la escasa ambición de las medidas de impulso económico y por la carencia de compromiso con las comunidades autónomas".

Por ello, Valls afirma que "no son los presupuestos que nos habrían gustado, porque ponen más el acento en el aumento de la presión fiscal que en la reducción de gasto público no esencial".

"Innovación e internacionalización serán las claves de la recuperación económica y es bueno que estas políticas se refuercen presupuestariamente", ha añadido.

En su opinión, también es "muy positivo" el aumento en políticas de apoyo a la pyme (5,8 %), si bien recalca que el alcance de las medidas fiscales de apoyo a los emprendedores "son del todo insuficientes".

La institución cameral considera también decepcionante que la política de apoyo a la industria solo aumente un 0,3 % respecto al presupuesto del año pasado.

Mostrar comentarios