Miércoles, 26.06.2019 - 10:41 h
Según las cifras de Axesor

La creación de empresas en Cataluña se atasca y termina su peor año desde 2012

Los nuevos negocios iniciados en la autonomía se redujeron en un 7,6% respecto al año anterior mientras en España cayó solo un 0,4%.

Lazos amarillos
La creación de empresas en Cataluña se atasca y termina su peor año desde 2012. / L.I.

El impacto de la inestabilidad política se sigue cobrando víctimas en el tejido empresarial catalán. Con el final del año 2018, ahora se ha sabido que el número de empresas creadas en Cataluña durante el pasado año retrocedió un 7,6% respecto a 2017, hasta las 17.383 nuevas altas, lo que supone el dato más bajo para Cataluña desde el año 2012, según datos de la agencia de 'rating' Axesor.

La caída en la creación de empresas en el conjunto del territorio español se limitó al 0,4%, al darse de alta un total de 94.587 nuevas sociedades y eso también supone una pérdida de importancia del empresariado catalán de nuevo cuño respecto a otros territorios de España. Ahora, aproximadamente una de cada seis nuevas empresas eligen Cataluña. Por su parte, la Comunidad de Madrid, con 21.628 empresas creadas en 2018 y con un ascenso del 5,6% en un año, lidera la lista en todo el año 2018, al mismo tiempo que los procedimientos concursales en esta región descendieron un 1,3%, hasta los 747 concursos. El trasvase de Cataluña a Madrid tampoco es nada nuevo desde que se elevó la tensión política a causa del proceso independentista.

Otro dato que ahonda en la diferenciación catalana: las empresas de esta comunidad, por su parte, registraron el pasado año un total de 968 concursos de acreedores, tras incrementarse un 11,3% comparado con los datos del año previo, lo que supone cerca de uno de cada cuatro procedimientos iniciados en toda España. El número de concursos de acreedores iniciados por las empresas mercantiles en el conjunto de España durante el pasado año descendió un 2,4% respecto a 2017, hasta los 4.108 procesos, lo que supone la cifra más baja de la última década, gracias al auge del mercado de la vivienda y la mejora en el sector de la construcción.

Según los datos de Axesor, las incidencias registradas en la construcción descendieron casi un 8% a lo largo del año, con solo 745 concursos de acreedores iniciados, la cifra más baja desde 2008. De igual modo, el auge en el mercado de la vivienda experimentado en año pasado ha provocado que el segmento de las actividades inmobiliarias también haya registrado un descenso del 11,5%, con 193 procesos, logrando así el primer balance por debajo de los 200 concursos de acreedores en los últimos diez años.

Respecto al último mes del año, los procedimientos concursales retrocedieron un 2,5% en términos interanuales, con 314 incidencias registradas, una vez más la cifra más baja para un mes de diciembre en los últimos 10 años. El sector de la construcción redujo un 14,5% el número de concursos en diciembre, hasta los 47 procesos formales de insolvencia y cumpliendo, así, con 26 meses consecutivos por debajo de los 100 concursos mensuales.

En cuanto a las actividades inmobiliarias, solo se decretaron 13 incidencias, lo que representa una caída del 23,5% respecto al mismo mes del año anterior. Por el contrario, el sector que menos ha contribuido a la caída del número de concursos de acreedores fue el del comercio, ante varios desafíos, como el comercio electrónico, que está transformando los modelos de consumo y afecta sobre todo a los comercios tradicionales, o el enfriamiento del optimismo de los consumidores, que impacta directamente en el gasto.

Así, en diciembre se registraron 83 concursos de acreedores en el sector comercial, lo que supone un 7,8% más que en diciembre de 2017 y se concluyó el ejercicio con 991 nuevas insolvencias judiciales, unas cifras que suponen un aumento del 2,2% sobre el año anterior y que además son las más elevadas desde el año 2015, alcanzando así el sector su tercer año consecutivo de aumento en el número de concursos de acreedores iniciados. Otro sector donde también subieron las incidencias fue el de la hostelería, que anotó 262 nuevos procesos formales de insolvencia, una cifra que, aunque superior a la de 2017, se queda por debajo de los números registrados en el año 2016, cuando se alcanzaron 274 casos.

Por otra parte, la tasa de convenios se situó en diciembre en el 2,62%. Esto significa que solo el 2,62% de los concursos concluidos a lo largo del año han terminado en un acuerdo para garantizar la continuidad de la empresa sometida a concurso. La tasa de convenios cumple, de esta manera, nueve meses consecutivos por debajo del 3%.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios