La otra cara del nuevo empleo

Asempleo alerta de que la digitalización pone en duda los derechos del trabajador

Llama a evitar la precarización de las condiciones laborales, en los términos previstos por la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Repartidor de Glovo
Las condiciones de los trabajadores de Glovo han puesto en entredicho a la empresa. / EFE

Es un clamor social y ahora también empresarial. Las condiciones de trabajo de empleados de empresas digitales distan mucho de cumplir los requisitos de la Organización Internacional del Trabajo. El concepto de autónomo se devalúa y la disponibilidad 24 horas crece, así como pagos por hora muy por debajo del mercado. 

La patronal de empresas de trabajo temporal Asempleo es la última en dar la voz de alarma y reivindicar una mejor regulación y un sistema de control en materia de prevención de riesgos laborales que garantice que todos los empleados cumplan los requisitos de seguridad y salud, y regular "cuanto antes" los empleos derivados de la digitalización, pero pide que el avance en la materia no se produzca "a costa" de los derechos de los trabajadores.

Con motivo del Día Internacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo, la patronal destaca que el trabajo juega un "papel central" en las vidas de los trabajadores y en la identidad social, y sostiene que "por fuertes que sean los cambios que pueda ejercer en él la transformación digital, que lo está haciendo, seguirá siendo parte fundamental para la satisfacción y el bienestar vital de las personas".

Asempleo subraya que la seguridad y salud en el trabajo son factores que inciden de manera directa en la calidad del empleo y por ende, en el desarrollo de los trabajadores y en el propio modelo productivo de las empresas. Por ello, considera que resulta vital preservar y garantizar el cumplimiento de unos estándares de seguridad y salud en los puestos, como, según destaca él, hacen las empresas de trabajo temporal.

En este sentido, señala que el sector de las ETT invierte un 1,25% de su masa salarial en formación y la eficacia de esta, sobre todo la orientada a la prevención de riesgos laborales, así como su adecuación a la realidad de la actividad donde van a desenvolverse los trabajadores, hace que el sector cuente con unos índices de siniestralidad "mucho más moderados que el registrado para el conjunto de trabajadores". En concreto, los trabajadores de ETT sufrieron la mitad de accidentes graves durante su jornada de trabajo que el resto.

Además, señala que la normativa europea no permite que una ETT ponga a disposición a ningún trabajador si la organización para la que va a ser contratado no cumple con los requisitos establecidos en esta materia.

La patronal reivindica una regulación y un sistema de control en materia de prevención que garantice que todos los empleos, independientemente de su forma jurídica o del empleador que los haya generado, cumplan con los requisitos de seguridad y salud exigibles y deseables para cualquier trabajo, teniendo en cuenta los riesgos, físicos y no, a los que se expone cada trabajador durante el desempeño de sus funciones.

En cuanto a las nuevas fórmulas de empleo que han irrumpido en el mercado laboral con motivo de la digitalización de la economía, señala que deben ser reguladas "con la mayor brevedad de tiempo", para evitar la precarización de las condiciones laborales, en los términos previstos por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para definir el trabajo decente: salario digno, protección de la seguridad y salud en el trabajo, descansos o jornada.

"La tecnología debe servir para mejorar nuestra calidad de vida y tiene que ser un apoyo para facilitar el desempeño de las funciones propias de los puestos de trabajo y mejorar, a su vez, la eficiencia y productividad de trabajadores y empresas", subraya, pero recalca que hay que cuidar que no se haga un uso ilegítimo de ella que termine precarizando el empleo.

"El mercado de trabajo se está transformando a una velocidad fugaz y pedimos por eso a los órganos pertinentes en la materia, que ajusten la regulación a la nueva realidad laboral para evitar que los abusos y fraudes que venimos denunciando desde hace tiempo, puedan escudarse en lagunas legales que les permitan seguir desarrollando su actividad vulnerando aspectos tan importantes como la calidad de los trabajadores en sus puestos, o lo relativo a la ley de competencia empresarial", añade.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios