Subida menor respecto al año anterior

Profesores y temporeros tiran de la afiliación, pero no evitan que suba el paro

El número de parados sube en septiembre en 20.441 personas respecto al mes anterior y se sitúa en 3.202.509.

grafico Paro Septiembre 2018
 

La vuelta al cole ha dejado el habitual sabor agridulce en los datos de paro y afiliación a la Seguridad Social en septiembre. La finalización de los contratos ligados a la temporada turística se ha cruzado con el empujón a la contratación del inicio del curso escolar y de la actividad de los temporeros en el campo. El resultado: 20.441 parados más y 22.899 nuevos cotizantes.

El incremento de desempleados es menor al del año pasado por estas fechas, cuando se pusieron a la cola del paro 27.858 personas, si bien el impulso a la creación de empleo cede respecto a los más de 26.000 puestos de trabajo generados en septiembre de 2017. En total, todavía hay en España 3.202.509 personas que quieren trabajar y no pueden, en un mercado laboral que cuenta con 18.862.713 empleados.

En una jornada marcada por la resaca del primer aniversario del referéndum independentista del 1-O, el Ministerio de Trabajo ha dado a conocer unos datos que confirman la tendencia que manda en el mercado laboral español a estas alturas del año, donde la estacionalidad se hace evidente en la ocupación sectorial. El paro se redujo en el noveno mes del ejercicio, sobre todo, en Agricultura y Pesca, en 8.437 personas, en Construcción, en 7.427, y en Industria, con 2.415 desempleados menos. Por el contrario, el fin de la temporada estival dejó en desempleo a 28.945 trabajadores procedentes del sector Servicios y a 9.775 del colectivo sin empleo anterior, donde destacan los jóvenes que se apuntan al paro septiembre, tras finiquitar los estudios después del verano.

El inicio del curso escolar se deja sentir en el tirón que supone la Educación en la afiliación a la Seguridad Social en septiembre, con 53.308 nuevos trabajadores. También crecen los cotizantes en Actividades Administrativas y Servicios Auxiliares (20.689), Industria Manufacturera (13.840) y, en menor medida, en Construcción (7.732) y Actividades Profesionales Científicas y Técnicas (7.313). Del otro lado, la destrucción de empleo se concentra en las actividades relacionadas con los servicios, una vez finalizada la temporada turística. Así, la afiliación disminuyó en septiembre especialmente en Hostelería (-39.227), Comercio (-31.963) y Actividades Sanitarias y Servicios Sociales (-14.038).

De acuerdo con la información que ha compartido esta mañana el departamento que dirige Magdalena Valerio, el desempleo se redujo el mes pasado a un ritmo interanual del 6,09%, con 207.673 parados menos que en septiembre de 2017, lo que muestra cierto frenazo respecto al 8,34% de hace un año. Mientras, la afiliación a la Seguridad Social crece en 526.551 personas en los últimos 12 meses, a un ritmo del 2,87%, muy lejos ya del 3,52% que marcaba a estas alturas del año pasado. Una ralentización que no sorprende, tras el mal dato mensual del mes anterior, cuando España destruyó 203.000 puestos de trabajo en el peor agosto en una década y se apuntaron a las oficinas de los Servicios Públicos de Empleo Estatal (Sepe) 47.0347 personas.

Por comunidades autónomas, las más perjudicadas con el cierre del verano fueron Andalucía (12.021 parados más que en agosto) y Extremadura (3.640), junto a otras 9 regiones donde subió el desempleo, mientras caía en las seis restantes, especialmente en Castilla-La Mancha, con 5.196 parados menos.

Respecto a la contratación, en septiembre se firmaron 1.952.397 contratos, 40.870 menos que un año antes, destacando el fuerte impulso de los indefinidos (20,8%) que ya representan el 11,92% del total, porcentaje superior en más de dos puntos a la proporción registrada en septiembre de 2017, según destaca en una nota el Ministerio de Trabajo.

Ahora en Portada 

Comentarios