"Lobos", un corto que denuncia la presión que sufren los empleados de banca

  • El cortometraje "Lobos" esta inspirado en hechos reales y trata de denunciar la presión que muchos directivos y trabajadores bancarios sufren para vender ciertos productos financieros y las repercusiones que esto conlleva.

Málaga, 26 feb.- El cortometraje "Lobos" esta inspirado en hechos reales y trata de denunciar la presión que muchos directivos y trabajadores bancarios sufren para vender ciertos productos financieros y las repercusiones que esto conlleva.

Este trabajo tiene más de cuatro meses de investigación en documentación, y Daniel Ortiz, uno de los directores, ha contado a Efe que se llevaron "las manos a la cabeza" cuando vieron que existen situaciones como gente que se ha suicidado en los bancos dejando una nota porque "no aguantaban más el acoso recibido".

Otro de los casos que ha explicado Ortiz son las mujeres que han sufrido abortos dentro de las propias sucursales bancarias "después de que el jefe les echara una bronca increíble".

"Son muchos los empleados que asisten a cursos en donde se les presiona para vender diferentes productos financieros de dudosa rentabilidad para los clientes", ha indicado este director y ha añadido que esto no es muy sonado, ya que "están obligados a guardar silencio bajo secreto profesional a través de un contrato".

"Nos encontramos con situaciones tan fuertes que muchas no se cuentan en el cortometraje porque el público no se lo iba a creer, así que se ha tenido que bajar el listón", ha apuntado Ortiz, que ha dirigido la cinta junto a Javier Díaz.

Esta idea surgió después de "La Entrevista", otro corto que rodaron en 2012, tras el que muchas personas les escribieron cartas con diferentes ideas que fueron recopilando.

El director ha explicado que, revisando los temas, se dieron cuenta de que la crisis y los bancos estaban muy en boca de todos, pero que no eran conocidas las circunstancias que muchos empleados de bancos sufrían.

"Lobos", que se ha grabado en Málaga durante cuatro jornadas de trabajo, tiene una duración de 18 minutos y ha contado con escasos recursos como cámaras de baja gama que han financiado con premios que han ganado de otros cortometrajes.

Antonio Caparrós, Antonio Martín o Miguel Zurita son algunas las cara conocidas del teatro malagueño que aparecen en este corto que, según ha informado Ortiz, está divido en siete secuencias que presentan diferentes dilemas en las que los actores "hablan sin parar".

Mostrar comentarios