Lunes, 17.06.2019 - 15:23 h
Las 35 horas, entre sus principales reivindicaciones

Los médicos saldrán a la calle el 21 de marzo para exigir un 9% más de salario

Los sanitarios piden igualar la carrera profesional en todos los servicios autonómicos de salud y suprimir las lenguas cooficiales como requisito.

La Confederación Estatal de Sindicatos Médicos convoca una manifestación el 21 de marzo.
La CESM se manifestará el 21 de marzo frente al Ministerio de Sanidad. / CESM

Representan una muy importante masa crítica en el país y, al igual que pensionistas, mujeres y otros empleados públicos, se han levantado en pie de guerra para denunciar cómo ha empeorado su situación desde los primeros años de la crisis económica

Los médicos saldrán a la calle el 21 de marzo próximo para exigir, entre otras reivindicaciones, una subida salarial del 9% que compense en cierta medida la pérdida de poder adquisitivo de estos años. La Confederación Estatal de Sindicatos de Médicos (CESM) calcula una rebaja de entre el 25 y el 30% de la renta de los facultativos desde los primeros recortes en salario base, antigüedad y pagas extra en 2010. "Luego vinieron nuevos recortes en forma de congelación salarial y del complemento de carrera profesional, disminución del número de guardias, entre otras, mientras el coste de la vida seguía en ascenso", denuncia Francisco Miralles, secretario general de la Confederación y presidente del Foro de la Profesión Médica.

Convocados por la CESM, los médicos españoles se concentrarán el miércoles 21 de marzo próximo frente al Ministerio de Sanidad en Madrid, para continuar después hasta el Congreso de los Diputados donde entregarán a los portavoces de los partidos políticos la lista de sus principales reivindicaciones.

En 2016, según los últimos datos del INE, había 247. 974 médicos colegiados en España. Quizá no sean tantos, pero su incidencia sobre la opinión pública se multiplica casi ad infinitum por su papel referente en la sociedad.

Los facultativos piden, además de recobrar parte de lo perdido en los peores momentos de la economía española, recuperar la jornada laboral de 35 horas, en lugar de las 37,5 horas actuales. La ampliación supuso para los médicos una pérdida económica de 300 euros mensuales, según cifras de la Central Sindical Independiente de Funcionarios (CSIF).

Los médicos también exigen limar las desigualdades regionales y equiparar la carrera profesional en todos los servicios autonómicos de salud y para todos los profesionales independientemente del tipo de contratación.

Uno de los grandes caballos de batalla de los profesionales de la salud es garantizar los requisitos de titulación de los médicos del Servicio Nacional de Salud y eliminar el requisito de lengua cooficial en el acceso. 

También exigen equiparar las plazas MIR al número de graduados en las Facultades de Medicina cada año y convocar concursos de oposición y de traslados cada dos años. Castilla-La Mancha, por ejemplo, no convocaba plazas desde 2011. En cuanto al fin de la vida laboral, los facultativos quieren que la jubilación voluntaria sea posible entre los 60 y 70 años.

Los médicos hacen así una apuesta contra la precariedad en el Sistema Público de Salud, que “necesita empleos de calidad y que se acabe con los contratos basuras y la temporalidad”, en palabras de Francisco Miralles.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios