(AMPLIACIÓN) EL GOBIERNO REVISARÁ AL ALZA LA PREVISIÓN DE PIB DE 2017 PORQUE EL 2,5% SE HA QUEDADO “UN POCO ATRÁS”

El ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos, aseguró hoy que por el momento el Gobierno no percibe una desaceleración de la economía española, que continúa creciendo de manera sostenida, e indicó que la previsión oficial de un alza del PIB del 2,5% este año “se está quedando un poco atrás”.
Durante su intervención en el ‘XXIV Encuentro del Sector Financiero’, organizado por Deloitte, De Guindos incidió en que “no es perceptible una desaceleración en la economía española”, a pesar de que la previsión de crecimiento del Ejecutivo contemplaba cierta ralentización.
En este sentido, indicó que “la proyección del 2,5% se está quedando un poco atrás”, tanto en relación a las estimaciones que ha hecho el Fondo Monetario Internacional (FMI) como las de analistas privados y también con el conjunto del consenso del mercado.
“Es un factor que evidentemente el Gobierno tiene que tener en consideración” a la hora de revisar el cuadro macroeconómico en el marco del nuevo Programa de Estabilidad que se enviará a Bruselas a final de mes.
En todo caso, De Guindos apuntó que aún “no hay una decisión tomada”, ya que se están analizando “las implicaciones desde el punto de vista fiscal o tributario”, pero quiso dejar claro que “la proyección seguirá siendo prudente”.
El ministro expuso que los datos del primer trimestre del ejercicio sobre el comportamiento de la economía española, así como otros indicadores adelantados, “ponen que de manifiesto que la desaceleración todavía no ha llegado”.
Con respecto a la mejora de las previsiones de crecimiento de la economía española para este año difundidas ayer por el Fondo Monetario Internacional, el ministro se felicitó de estas “buenas noticias” y dijo esperar que en otoño el organismo vuelva a mejoras las previsiones.
Además, esta revisión “pone de manifestó la importancia de que las reformas realizadas dejan sentir sus efectos”, aseguró De Guindos.
En relación con el comportamiento de la economía mundial, apuntó que la mejora de las estimaciones del FMI tiene un sabor “agridulce”, puesto que dictan un mayor crecimiento pero que está rodeado de mayores incertidumbres.
“Por primera vez en mucho tiempo el FMI eleva la previsión de crecimiento y eso es una buena noticia porque es generalizada para Asia, Europa y Estados Unidos”, puntualizó De Guindos.
A pesar de ello, el ministro reiteró que la parte “menos agradable” que se deduce del informe del FMI es que hay “riesgos crecientes a los que se enfrenta la economía mundial” que son “mucho más profundos e importantes que hace dos, tres o cuatro trimestres”.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios