La zona euro a ritmo de locomotora

La economía europea va como un tiro y el BCE mejora las previsiones hasta 2019

Calculan que la economía de los Diecinueve crecerá al 2,3% este año, cuatro décimas más de lo previsto

El presidente del Banco Central Europeo (BCE) Mario Draghi
El presidente del Banco Central Europeo (BCE) Mario Draghi. / EFE

Con la economía de la zona euro ajena a los focos de inestabilidad y avanzando a ritmo de locomotora, los analistas consultados por el Banco Central Europeo (BCE) mantienen el optimismo de cara a éste y el próximo año. Así, los expertos mejoran las perspectivas de crecimiento para 2018 y 2019, elevan las de inflación y reducen el paro previsto. Habrá que ver , sin embargo, que sucede con España, la única gran economía del euro para la que otros organismos, como el Fondo Monetario Internacional, empeoran sus previsiones.

En concreto, los expertos han mejorado una décima alza sus perspectivas sobre la inflación para este año y el siguiente, hasta situar los precios en el 1,5% de media en 2018 y en el 1,7% en 2019, lo que los coloca más cerca del objetivo del emisor. Asimismo, apuntan que esta variable alcanzará el 1,8% en 2020 y mantienen estable su estimación a largo plazo (referida ya a 2022) en el 1,9%.

Noticias positivas llegarán también del lado del crecimiento. Los analistas del BCE calculan que la economía del área euro se acelerará este año con un avance del 2,3%. El PIB de los Diecinueve avanzará el año próximo algo menos, al 1,9%. Lo importante es que en ambos casos contemplan una mejora en relación a sus anteriores perspectivas, que es de cuatro y dos décimas, respectivamente. 

Además, las estimaciones respecto a la tasa de desempleo se han revisado a la baja en todos los horizontes, para situarse en el 8,4% en 2018 (dos décimas menos que en la encuesta anterior), en el 7,9% en 2019 (8,2% anterior) y en el 7,6% en 2020, mientras que la referida a largo plazo se ha reducido en cuatro décimas, hasta el 7,5%.

El BCE realiza trimestralmente y desde 2015 esta encuesta a profesionales que pertenecen a instituciones tanto financieras como no financieras con sede en la Unión Europea (UE), donde se recoge las expectativas de inflación, crecimiento del PIB real y desempleo en la eurozona, junto con una evaluación cuantitativa de la incertidumbre en el entorno.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios