Margallo espera que cataluña entienda que la integración es la única respuesta a la globalización


El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-Margallo, envió hoy un mensaje a Cataluña al decir que espera que “todas las comunidades autónomas” entiendan que “la única respuesta” a la globalización es “la integración, no la desintegración”.
Margallo incluyó esta referencia dentro de su conocida interpretación de la globalización como un fenómeno que, ante todo, se caracteriza por la aparición de multinacionales que operan en todas partes del mundo y que tienen mucho más poder económico que los estados nación.
La expuso en una conferencia que pronunció en la Universidad Pontificia Comilllas de Madrid, donde recordó que, en esta fase de la globalización, ya no son suficientes las alianzas regionales entre países sino que son los propios bloques los que tienen que aliarse entre sí para ser alguien en las relaciones económicas: por ejemplo, con el acuerdo comercial que están negociando la Unión Europea y Estados Unidos.
En este diagnóstico general introdujo el mensaje de que sólo “la integración, no la desintegración”, pueden permitir a las entidades políticas desempeñar un papel en el mundo; una advertencia claramente lanzada hacia el Gobierno nacionalista catalán y su proceso soberanista.
Ya antes de entrar en el Aula Magna de la Universidad Pontificia Comillas, Margallo criticó, a preguntas de los periodistas, el simposio que organiza la Generalitat de Catalunya a partir del jueves bajo el título ‘España contra Cataluña”, en que se presenta la relación histórica de ambas desde 1714 como una opresión de la primera hacia la segunda. Para el ministro, esto es una “flagrante falsificación” y un “juego peligroso” en la actual situación, que en nada ayuda a la relación de los catalanes con el resto de los españoles.

Mostrar comentarios