Desde remuneraciones a televisiones

¿Por qué le interesa a los bancos captar nóminas de más de 1.400 euros al mes?

Los bancos se lanzan a la guerra por lanzar la oferta más seductora para los usuarios con salarios mayores y así conseguir vincular a nuevos clientes con el objetivo de fidelizar la venta futura de otros productos.

Las mejores ofertas de cuentas nómina para los perfiles financieros más altos.
Las mejores ofertas de cuentas nómina para los perfiles financieros más altos.
Europa Press

La guerra que mantienen los bancos por las nóminas ha ido ganando en intensidad, poniendo ahora el foco en los clientes "prime", aquellos con ingresos más elevados. Se trata de ofertas dirigidas a un perfil de cliente muy concreto: deben contar con ingresos significativos, por encima de los 1.400-1.500 euros mensuales, aunque algunas entidades miran más allá y exigen 2.500 euros al mes para acceder a su oferta más competitiva... Ibercaja cuenta con la oferta más completa, para sueldos de 1.400 euros, mientras que Caixabank y, recientemente, Banco Santander son los bancos que exigen los salarios más altos. 

Varios son los motivos por los que las entidades financieras se han fijado en estos clientes. Por un lado, el banco se asegura unos ingresos periódicos elevados durante al menos dos años, que es el periodo de tiempo que tiene que permanecer en la entidad. Por otro lado, el banco se convierte en la entidad de referencia de unos clientes "prime" que pueden contratar otros productos de inversión, como pueden ser fondos o planes de pensiones, pero, sobre todo, hipotecas. Fuentes del sector señalan que se trata de clientes solventes, que van a estar en el banco mínimo veinte años, y que el riesgo de impago es prácticamente inexistente.  

Entre las mejores ofertas destaca la que presenta Ibercaja. La entidad propone a clientes con una nómina superior a 1.400 euros una remuneración en cuenta del 5,06% TAE para los primeros 6.000 euros de saldo durante el primer año. Además, durante el segundo año, el saldo remunerado por el banco incrementa hasta los 10.000 euros, aunque el porcentaje baja hasta el 3,02%. De esta forma, la entidad exige al usuario una fidelidad mínima de 24 meses.

Por su parte, CaixaBank  da a elegir a sus clientes con nóminas por encima de los 2.500 euros una televisión ‘Smart TV LG 4K’ de 127 cm o bien una remuneración del 5% TAE para los primeros 5.000 euros de saldo durante dos años. La entidad se ha marcado como objetivo alcanzar la cifra de seis millones de nóminas domiciliadas y superar de este modo el número de clientes vinculados.

Por su parte, Banco Santander ha actualizado recientemente su oferta y premia con 350 euros brutos a aquellos clientes con ingresos por encima de los 2.500 euros. De esta manera, se convierte en la entidad que más paga por domiciliar sus ingresos periódicos y reafirma su apuesta por aumentar su base de clientes con un buen perfil financiero. 

Las condiciones que deben cumplir

Varias son las condiciones que deben cumplir estos clientes "prime". Para empezar la permanencia, que habitualmente se extiende hasta los dos años, por lo que puede ser una vinculación que al usuario no le interese o no le beneficie tanto como otros productos, en los que pueda obtener rentabilidad por sus ahorros sin tener que comprometer su nómina - por ejemplo los depósitos a plazo fijo -. Desde el comparador de seguros Kelisto, explican que actualmente hay que prestar especial atención a las ofertas de este tipo de depósitos que los bancos extranjeros que comercializan en España, cuya remuneración supera, a día de hoy, el 3,5% TIN.

Por otro lado, el cliente debe asegurarse de puede cumplir las condiciones exigidas, como puede ser la contratación de otros productos o bien la relacionada con los ingresos domiciliados. Los clientes que decidan vincularse con estas tres entidades deben considerar que la rentabilidad obtenida es sujeto de retención fiscal. En concreto, ambos ingresos tributarán al 19%. Por otro lado, los beneficiados de la televisión que entrega Caixabank a cambio de vincular el sueldo de 2.500 euros en una de sus opciones deben tener en cuenta que este tipo de retribución en especie también tributa en el IRPF.

Mostrar comentarios