Ahorros de hasta el 42% a la Airef

Accenture, Deloitte y McKinsey se llevan la puja del examen a los gastos del Estado

La demora en la adjudicación de los trabajos deja cinco meses a las consultoras para examinar al detalle partidas por más de 20.000 millones de euros

Gráfico asignación tareas Evaluación Gasto Estado

Tres consultoras privadas, Accenture, Deloitte y McKinsey & Company, serán las encargadas de elaborar los trabajos técnicos que permitirán a la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) determinar qué parte de los más de 20.000 millones de euros de gasto público que el Ejecutivo ha decidido someter a examen - a instancias de Bruselas - se están gastando de manera eficaz y qué parte no están respondiendo a los objetivos con los que se abonaron.

El reto es mayúsculo y no sólo porque se trate del primer ejercicio de 'spending review' (evaluación del gasto) que se ejecuta en España, sino también porque la demora del Ministerio de Hacienda y de la propia Airef en activar el proceso va a dejar a las consultoras y 'think tanks' implicados en los trabajos un margen escasísimo de apenas cinco meses para acuñar una metodología, recabar toda la información necesaria para ejecutar el ejercicio y realizar el análisis que da sentido a todo el proceso. 

El compromiso recogido en el encargo realizado por el Gobierno a la Airef por acuerdo de Consejo de Ministros de julio de 2017 establecía que los resultados del ejercicio tendrían que presentarse antes de la finalización del año 2018. El plan de acción de Airef ya estaba listo el 1 de agosto de 2017, pero quedaba la parte de contratar los 'partners' técnicos con los que desarrollar el proyecto, ya que Airef no contaba con los recursos humanos suficientes para ejecutar por su cuenta un proyecto de semejante entidad.

El primer paso fue la incorporación por parte de Airef de Pedro Comín, el inspector del Banco de España que ya coordinara la valoración de los activos de las entidades financieras españolas en los controvertidos 'stress test' a la banca, para organizar los siete grupos de trabajo constituidos para ejecutar el ejercicio: Evaluación de Estrategia y Procedimiento, Medicamentos dispensados a través de receta médica, Políticas activas de empleo, Becas de educación universitaria, Promoción del talento y empleabilidad en I+D+i, Fortalecimiento de la Competitividad Empresarial y Sociedad Estatal Correos y Telégrafos.

El siguiente paso fue buscar el asesor técnico externo para afinar al máximo la metodología y el procedimiento de los trabajos del 'spending review', tarea que se confió a Fedea, el 'think tank' presidido por Ángel de la Fuente, que ya había realizado otros trabajos para la Administración Rajoy, como la creación de una herramienta de perfilado de parados para mejorar la eficacia de los Servicios Públicos de Empleo. 

Ahorro de medio millón de euros por la subasta al mejor postor

Quedaba adjudicar los trabajos de campo para obtener y procesar los cientos de millones de datos presupuestarios de hasta 17 fuentes distintas, según ha revelado el coordinador de los trabajos, Pablo Comín, que serán necesario chequear para llevar a cabo el 'spending review'. El asunto se ha solventado en las últimas semanas y con un importante ahorro de más de medio millón de euros sobre el presupuesto inicialmente previsto para estos trabajos por parte de la Airef. 

La clave es el mecanismo de adjudicación que se ha planteado: una subasta al mejor postor en la que la oferta económica (51%) ha ponderado por encima del proyecto técnico (25%) y la entrevista al equipo de trabajo (24%). El mecanismo ha permitido ahorros de hasta el 42%, como en el lote de las políticas activas de empleo, que se ha adjudicado Deloitte.

El mecanismo elegido para adjudicar estos trabajos también ha sido una de los principales motivos de desvelo de los responsables del estudio, que deslizaban en privado su inquietud de que un eventual ajuste excesivo en el precio pudiera condicionar la calidad técnica del ejercicio.

En concreto, Accenture se ha adjudicado los trabajos de 'Evaluación de la estrategia y procedimiento' del 'spending review'. El tratamiento de la información referentes a 'Políticas Activas de Empleo' y también de la 'Sociedad Estatal Correos y Telégrafos' han recaído en Deloitte; McKinsey & Company revisará los gastos en 'Becas de educación universitaria' 'Promoción, talento y empleabilidad en I+D+i'; hace unos días ya se había adjudicado a AFI la revisión del gasto en 'Fortalecimiento de la competitividad empresarial'.

Hay que recordar que el fin de último del trabajo es redefinir la política presupuestaria tal y como la conocemos para incidir en aquellos programas presupuestarios que resulten más eficaces, por cumplir los objetivos para los que fueron concebidos, o más eficientes, porque permitan cumplir objetivos de política económica con el menor esfuerzo presupuestario posible, y prescindir o restringir los menos rentables o los que, directamente, no cumplen la función para la que fueron concebidos, si es que tal situación se diera.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios