Martes, 25.06.2019 - 04:36 h
En 10 años

Perdió su casa, vivió en la calle y con un ordenador se hizo millonario en 10 años

Paul Rowlett, tras quedarse sin casa y sin trabajo, decidió iniciar un negocio online de venta de productos promocionales.

Paul Rowlett perdió su casa, vivió en la calle y con un ordenador se convirtió en millonario.
Paul Rowlett inició un negocio online de productos promocionales. / EverythingBranded

Conseguir el éxito si estás en la ruina puede resultar muy complicado, pero a veces tan solo hace falta voluntad... e internet. Hace 10 años Paul Rowlett estaba sin trabajo, en la calle después de que le embargasen su casa, viviendo con 75 dólares a la semana y apenas contaba con un ordenador portátil, algo que le convirtió, una década después, en millonario, gracias a una empresa que factura 17 millones de dólares al año

Rowlett, ahora de 37 años, era un exmilitar de la Armada inglesa, que llegó participar en la guerra del Golfo, como recoge el 'Daily Mail'. Su vuelta, como la de otros muchos militares, fue complicada ya que tras unos años de trabajo, tocó fondo económicamente cuando le embargaron su casa.

Sin embargo, la situación no le hizo venirse abajo y se mostró convencido de crear su propio imperio empresarial, algo que sus amigos observaban con incredulidad. Rowlett fundó EverythingBranded.co.uk, su negocio online para vender tazas, llaveros y otros productos para que las marcas se promocionen. Así, comenzó trabajando desde las casas de sus amigos durante 20 horas al día.

Su punto de inflexión llegó en 2012. El ayuntamiento de Leicester le encargó tazas y banderines para la visita de la reina Isabel II a la ciudad con motivo de su Jubileo de Diamante, la celebración de su 60º aniversario en el trono. Rowlett siempre había admirado a la Familia Real británica, por lo que decidió hacerlo de forma gratuita. “Cuando me encargaron las tazas para el Jubileo, no lo dudé, le dije que lo haría gratis", explicó.

A pesar de que no obtuvo beneficio económico en ese momento, su decisión fue determinante para su futuro. El ayuntamiento de Leicester lo convirtió en el proveedor de la ciudad para los productos de las celebraciones de la reina. "Siempre me han encantado la Familia Real y resultó ser la mejor decisión comercial que he tomado".

Además, la noticia se extendió por el país y consiguió publicidad para EverythingBranded.co.uk, lo que multiplicó sus clientes. A partir de este pedido la empresa creció vertiginosamente y, en la actualidad, cuenta con 120 empleados y factura cerca de 17 millones de dólares al año. Además, entre sus clientes se encuentran marcas como Samsung, American Airlines, NHS or ITV. 

Expansión en EE UU y Canadá

​“A lo largo de los años, hemos crecido como compañía, aún mantenemos esos mismos valores fundamentales que nos han llevado tan lejos y creo que nos llevarán aún más lejos", manifiesta Paul Rowlett en la página web de su marca. Su idea es seguir creciendo y recientemente se ha extendido por EE UU, con nuevas oficinas en Las Vegas para los que reclutó a 60 personas. Además, ha llegado al mercado canadiense con el lanzamiento de la marca en el país hace apenas un mes. 

El ascenso de esta marca de distribución de productos promocionales ha sido vertiginoso y en 2015 fue nominada como mejor Distribuidor en unos premios británicos, los Sourcing City Awards. 

El éxito de EverythingBranded ha repercutido en la vida de Rowlett y su esposa, quienes han pasado de tener embargada la casa a vivir en una con cuatro habitaciones, cine, sala de juegos y gimnasio, valorada en un millón de dólares. Además, el último capricho del matrimonio ha sido un Ferrari blanco de 185.000 libras.

Colaboración con organizaciones benéficas

Además, Paul Rowlett, a través de su empresa, también colabora con organizaciones benéficas. Es el patrocinador de Make Some Noise, una asociación que apoya y promueve proyecto de jóvenes enfermos, con discapacidades o falta de oportunidades. "Sé lo que es no tener una oportunidad, y mi solución es ofrecer empleo a estas personas", aseguró.

Además, participan con otras ONGs a quienes donan sus productos y dan visibilidad a través del blog que publican en su página web. "El blog muestra la caridad (de la ONG) y, con suerte, le dará un poco de visibilidad adicional", aseguran en la web.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios