Viernes, 18.10.2019 - 06:44 h
Préstamo de hasta 15.164 millones

Sánchez convierte en estable la línea de crédito del Tesoro a la Seguridad Social

El Gobierno decreta que el préstamo estará disponible en "cada ejercicio presupuestario" para dar estabilidad a la financiación de las pensiones.

Fotografía de Octavio Granado y Magdalena Valerio / EFE
La ministra de Trabajo, Magdalena Valerio, y el secretario de Estado de Seguridad Social, Octavio Granado,en la toma de posesión del segundo / EFE

El Ministerio de Trabajo había deslizado que el préstamo del Tesoro a la Seguridad Social sería en 2019 algo menor que el habilitado en los Presupuestos de 2018. Nada de eso. El Gobierno de Pedro Sánchez no sólo ha mejorado en cerca de 1.500 millones la línea de crédito habilitada por el Tesoro para cubrir las necesidades estructurales de recursos del sistema público de pensiones - de los 13.830 millones que se dotaron el año pasado hasta los 15.164 millones de este año - sino que ha modificado su naturaleza para que este préstamo esté a disposición de la Seguridad Social "a lo largo de cada ejercicio presupuestario" y no sea una solución puntual a renovar presupuesto tras presupuesto.

Agotado el Fondo de Reserva y sin un esquema de financiación claro encima de la mesa para garantizar que el sistema público de pensiones no ingresa menos de lo que gasta, el Gobierno ha optado por dar estabilidad al apaño ideado por Cristóbal Montoro para los Presupuestos de 2018 en tanto las negociaciones abiertas en el Pacto de Toledo y en el diálogo social buscan una solución permanente que no dependa de que el Estado realice transferencias constantes a la Seguridad Social.

Hay que recordar que si bien el asunto le sale gratis a la Seguridad Social - ya que los fondos recibidos no devengan intereses - alimenta las ya abultadas deudas que el sistema mantiene con el Estado, ya que la redacción sigue fijando un plazo de devolución de 10 años sobre los fondos recibidos por el Tesoro. De otro modo, la parte que se utilice de la línea de 15.164 millones de euros que el Tesoro ha puesto a disposición de la Seguridad Social deberá devolverse como tarde en 2029.

El entramado contable de deudas cruzadas entre el Estado y la Seguridad Social construido durante los últimos 30 años en el ámbito de las políticas de Seguridad Social va camino de Récord Guiness. El último balance realizado por la Seguridad Social elevaba a cerca de 35.000 millones de euros las cuentas pendientes del órgano que gestiona el sistema público de protección social, después de haberse duplicado en solo un año. La práctica totalidad de esas deudas son con el Estado.

El Gobierno ha maniobrado también para dar aire a la Seguridad Social por ese flanco y ha alargado en diez años - hasta 2029 - la devolución de la deuda histórica de más de 17.000 millones de euros que la Seguridad Social mantiene con el Estado a cuenta del proceso de traspaso de las competencias sanitarias a las comunidades autónomas.

Pero es que un informe interno elaborado por la Intervención del Ministerio de Trabajo en la época de Fátima Báñez concluyó que existía una 'deuda histórica' del Estado con la Seguridad Social de 72.371,5 millones de euros como consecuencia de la financiación con cargo a cotizaciones sociales de los complementos a mínimos - que forman parte del segmento no contributivo de la Seguridad Social - desde el año 1990 a 2012, el último en que se financió una parte de estos complementos con cuotas sociales

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios