Proyecto 'My Basic Income'

Alemania prueba una renta básica: 1.200 € al mes para un grupo de ciudadanos

120 habitantes de Berlín se beneficiarán de una renta básica para estudiar su comportamiento en lo relativo al trabajo y al ocio. El proyecto se ampliará a 1.500 beneficiarios en noviembre.

Un nuevo proyecto de renta básica se pone en marcha en Alemania.
Un nuevo proyecto de renta básica se pone en marcha en Alemania.
Canva.

Un nuevo proyecto de renta básica ha comenzado. Desde el martes 18 de agosto, un grupo de 120 ciudadanos de Berlín recibirán respectivamente  1.200 euros al mes absolutamente gratis y sin condiciones, como parte de un experimento que pretende monitorizar cómo cambia su comportamiento en la búsqueda de trabajo y su tiempo de ocio.

El proyecto llamado 'My Basic Income' está gestionado por el Instituto Alemán de Investigación Económica, organismo que tiene como objetivo descubrir cómo "una renta de dinero sin condiciones afecta a las actitudes de la gente y su comportamiento".

"Hasta la fecha, el debate de la renta básica ha sido una cuestión filosófica y una guerra de fe al mismo tiempo. En los dos casos está afectado por clichés. Los opositores dicen que la renta básica hará que los beneficiarios dejen de trabajar, mientras que las personas que la apoyan explican que los que la perciban seguirán buscando trabajo, llegando a ser más creativos y solidarios", explica Jurgen Schupp, director del proyecto, al diario 'Der Spiegel'.

Según él, este ensayo permitirá reemplazar los estereotipos con conocimiento empírico. En este sentido, los 120 beneficiarios serán estudiados en comparación con un grupo de 1.380 personas que no reciben ningún tipo de rentas.

Asimismo, los investigadores quieren encontrar un millón de posibles beneficiarios para una mayor participación en el proyecto en noviembre de este año. De ese grupo, 1.500 personas serán elegidas para recibir la renta básica durante tres años.

La renta básica en el mundo

Las pruebas con una renta básica universal se suceden en diferentes países del mundo. Finlandia fue uno de los pioneros con un ensayo entre 2017 y 2018 que supuso un coste de 20 millones de euros. Asignaron una renta básica mensual de 560 euros al mes a 2.000 desempleados de entre 25 y 58 años, y las conclusiones definitivas del estudio fueron las siguientes: el dinero apenas estimuló la búsqueda de empleo, pero contribuyó a aumentar la seguridad económica y el bienestar mental de sus beneficiarios.

El proyecto más grande se lleva a cabo en Kenia, donde 16.000 personas en extrema pobreza reciben una renta de 22 dólares al mes (cantidad alta para los sueldos del país) durante 12 años con el fin de mitigar las situaciones de pobreza financiera.

Por otro lado, en España, la reciente aprobación del Ingreso Mínimo Vital hace que se asocie el concepto a una renta básica, pero existen diferencias entre ambos, las cuales puedes conocer en este artículo.

Mostrar comentarios