Repsol confía en que Libia se recupere y mantiene su objetivo de producción

  • Repsol confía en que sus yacimientos de hidrocarburos en Libia recuperen en la segunda mitad del año la actividad en condiciones normales, tras permanecer suspendidos todo el segundo trimestre, y mantiene su objetivo estratégico de aumentar la producción de la compañía un 7 % anual.

Madrid, 24 jul.- Repsol confía en que sus yacimientos de hidrocarburos en Libia recuperen en la segunda mitad del año la actividad en condiciones normales, tras permanecer suspendidos todo el segundo trimestre, y mantiene su objetivo estratégico de aumentar la producción de la compañía un 7 % anual.

El director financiero de Repsol, Miguel Martínez, ha asegurado hoy en una conferencia con analistas para presentar los resultados de la petrolera que el objetivo de producción "se conseguirá".

Asimismo, se ha mostrado "optimista" sobre la recuperación de la producción en Libia, que ha estado suspendida durante todo el segundo trimestre -"un completo desastre", en palabras del director financiero- y que ha comenzado a reanudarse a principios de julio.

A pesar de ello, Martínez ha reconocido que es "difícil" precisar qué volumen de producción podrá recuperarse en el país, dado que aunque en el Sahara se trabaja "sin problemas", existen algunos "problemas logísticos".

En concreto, ha precisado que estos problemas radican en la venta de productos, ya que las infraestructuras libias "están inundadas de crudo" y no puede enviarse más a los puertos, lo que limita la actividad.

Por otra parte, Martínez ha recordado que la compañía trabaja en la búsqueda de posibles compras de activos de exploración y producción en los que invertir los más de 11.000 millones de euros de liquidez con los que cuenta actualmente, tras haber cobrado la compensación por la expropiación de YPF y vendido su participación en ésta.

Ha señalado que, aunque de momento no se ha tomado ninguna decisión, el objetivo de la petrolera es "dar a nuestros accionistas el mejor retorno", es decir, "más valor".

Por ello, si finalmente el grupo no encontrara activos interesantes para adquirir, "se devolvería el efectivo a los accionistas", a pesar de considerar que existe "una mejor solución".

Esta posibilidad se abre después de que Repsol mejorara "sustancialmente la remuneración a nuestros accionistas este año" con la distribución de un dividendo extraordinario de un euro por título.

Mostrar comentarios