Bruselas trabaja con Italia para comprobar si el rescate al Monte del Paschi cumple con las normas europeas

"En relación al Monte Paschi dei Siena, trabajaremos ahora con las autoridades italianas y las autoridades de supervisión responsables para confirmar si se cumplen las condiciones. Italia ha entrado también en contactos cercanos y constructivos con la Comisión para trabajar en un plan de reestruccturación en un escenario de recapitalización cautelar", ha señalado un portavoz del Ejecutivo comunitario

Bruselas ha asegurado que toma nota del anuncio del Gobierno de Italia, que creará un fondo por valor de 20.000 millones para ayudar a la banca, al mismo tiempo que ha afirmado que apoya "totalmente" el objetivo de las autoridades transalpinas de "fortalecer aún más" el sector financiero.

Asimismo, ha recordado que existen "una serie de soluciones" que cumplen con las normas europeas para abordar las deficiencias de capital y de liquidez de los bancos, entre las que se incluye una "recapitalización cautelar" en casos específicos, si se cumplen las condiciones estipuladas.

En este sentido, ha subrayado que si una entidad no es capaz de satisfacer sus necesidades de capital a través del sector privado, el Estado puede inyectar el capital restante, pero ha enfatizado que este apoyo tiene que ser aprobado bajo las normas comunitarias de ayudas de Estado y estar basado en un "sólido" plan de reestructuración.

Así, la Comisión Europea ha apuntado que si se cumplen los requisitos necesarios, básicamente que el déficit de capital únicamente surja en un escenario adverso de un test de estrés, el banco puede ejecutar una "recapitalización cautelar", que no desencadenaría la resolución de la entidad ni un proceso completo de recapitalización interna o 'bail in'.

A esto ha añadido que esta solución requiere repartir los esfuerzos entre los accionistas y los inversores minoristas en deuda subordinada, al mismo tiempo que protege "totalmente" a los depósitos. Además, ha recordado que, en el caso de ventas abusivas, los bancos pueden asegurar que no tiene efectos adversos sobre los inversores minoristas en deuda subordinada, a los que se les puede ofrecer un instrumento más seguro a modo de compensación.

Por último, la Comisión Europea ha indicado que también está en contacto con las autoridades italianas para prolongar el esquema de garantías de liquidez que permitió en junio de este año durante un periodo de seis meses y que termina el próximo 31 de diciembre

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios