Tienen el camino libre

Valores sin mal de altura: seis acciones que vuelan alto y estarán en subida libre

Los fuertes avances que han logrado muchas compañías del Ibex han provocado que el aspecto técnico de seis de ellas sea envidiable para invertir.

Sin mal de altura: seis acciones del Ibex que vuelan alto y estarán en subida libre
                                           

El Ibex 35 ha comenzado este año anotándose subidas superiores al 4%. Los números verdes recuerdan al inicio prometedor del año pasado (la crisis catalana redujo sus ganancias durante el segundo semestre) en el que el Ibex llegó a subir cerca de un 20%. Por tanto, se confirman las buenas previsiones que tenían las casas de análisis para el índice en sus perspectivas de 2018. 

La mayoría de bancos de inversión pronosticaban un potencial a doce meses para el selectivo en torno a los dos dígitos y lo fundamentaban, entre otros aspectos, en que el Ibex 35 se había quedado más rezagado que sus homólogos europeos. Aun así, en el índice hay compañías que tienen un aspecto técnico envidiable ya que se encuentran cotizando en máximos históricos o próximos a ellos. Es decir, estarían en 'subida libre' o cerca de ella, que es el término que los analistas técnicos emplean cuando se perfora dicha cota y no se tienen resistencias que batir. 

En este selecto grupo están un gran número de compañías del selectivo. Algunas ya están en máximos históricos, mientras que otras se encuentran a menos de un 5% de dicho aspecto técnico. En estos dos grupos estarían compañías del Ibex 35 como Abertis, Amadeus, Bankinter, Cellnex, Grifols, IAG, Merlin Properties, Repsol y Viscofan. Aun así, descartaremos tres de ellas (Abertis, Amadeus y Viscofan) por un motivo principal: no gozan de potencial a doce meses para el consenso de mercado y forman parte de los patitos feos del Ibex. 

Muchas de ellas se han quedado sin potencial no porque hayan perdido atractivo a la hora de invertir sino porque las casas de análisis todavía no han revisado sus precios de valoración y el ritmo de subidas en bolsa es mucho más rápido. No obstante, en las próximas semanas/meses, los bancos de inversión revisarán sus precios y asistiremos a incrementos de valoración en muchas de ellas. 

Por tanto, el listado lo reducimos a seis compañías: Bankinter, Cellnex, Grifols, IAG, Merlin Properties y Repsol. Estas compañías evitaron los números rojos durante 2017 y algunas lograron fuertes subidas que les dejaron a las puertas o en máximos históricos. Por ejemplo, en el listado figura Cellnex que es la compañía más alcista del Ibex en los últimos doce meses tras lograr una subida del 55% mientras que otras como Grifols o IAG han avanzado más de un 35%. En el lado opuesto estaría Merlin Properties, que a pesar de batir al Ibex, sus números verdes han sido en torno al 10%. 

La gran protagonista de este listado ha sido Cellnex. La compañía de infraestructuras de telecomunicaciones inalámbricas ha sido la gran protagonista del Ibex en 2017 y podría también serlo este año. ¿Por qué? El principal motivo es que Abertis controla un 34% de la compañía y la compañía se encuentra inmersa en una 'guerra de opas' entre Atlantia y ACS. La empresa presidida por Florentino Pérez ha lanzado, a través de Hochtief, una oferta de 18,76 euros por acción por Abertis y, por tanto, pasaría a propiedad suya dicho paquete de acciones que, previsible, venderán por lo que en función del interés que despierte, podría animar la cotización en los próximos meses. 

Grifols es otra de las compañías del Ibex 35 que ha sido noticia en los últimos meses. La catalana decidía no mudarse de Cataluña tras todo lo ocurrido en la región y el mercado no la ha penalizado gracias a que es una de las favoritas para el consenso de mercado. Sin ir más lejos, Citi señalaba en uno de sus últimos informes que aconsejaba comprar acciones de la empresa de hemoderivados ya que "hay dos catalizadores positivos que podrían animar su cotización a corto plazo: el impacto de la reforma tributaria de Donald Trump y los resultados del estudio de fase III de AMBAR, un medicamente para el Alzheimer, que se conocerán a partir del 18 de marzo". 

El precio del oro negro se recupera

La buena marcha del precio del petróleo, en máximos de 2015, ha animado la cotización de Repsol. Tanto que la empresa presidida por Antonio Brufau ha batido sus máximos y las perspectivas para el oro negro son positivas por los riesgos geopolíticos que se viven en distintos países exportadores de crudo. 

Es posible que pienses que esta situación es algo que penaliza a IAG y sería lógico pero hay un elemento que juega a favor de la aerolínea. El principal motivo es el boom que está alcanzando el turismo y que supone un verdadero aliciente para la compañía. Además, el barril de petróleo se encuentra cotizando en los 70 dólares, un nivel perfectamente asumible y muy alejado de los 120 dólares en los que cotizó en 2012 o por encima de los 100 dólares en los que se mantuvo entre 2011 y 2014. 

Su consejero delegado, Willie Walsh, señalaba tras los resultados hasta septiembre que "todas nuestras compañías han tenido buenos resultados. Los ingresos unitarios de pasaje crecieron un 2,2% a tipos de cambio constantes impulsado por las mejoras del mercado español y latinoamericano mientras que nuestros resultados comerciales fueron buenos a pesar de las interrupciones subyacentes debido al tiempo y el terrorismo". 

En el caso de Bankinter y Merlin Properties su buena marcha en los mercados también está motivada por cómo evolucionan sus resultados. Ambas empresas logran ejercicio tras ejercicio en los últimos años batir las cuentas anteriores y el mercado está premiando dicha evolución con subidas en los parqués.

Además, en el caso de la socimi juega a favor la recuperación del mercado inmobiliario y, sobre todo, el de alquiler. Los elevados precios en este segmento están provocando que la compañía decida acometer compras con las que crecer, como hizo en el caso de Metrovacesa, lo que está permitiendo a la compañía crecer a marchas agigantadas. Por ejemplo, en sus resultados del primer semestre la compañía ganaba 421,9 millones de euros, lo que supone que multiplicaba por dos las ganancias del mismo periodo del ejercicio anterior, que ascendían hasta los 211 millones de euros. 

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios