Domingo, 19.05.2019 - 23:16 h
Para atajar el déficit de la Seguridad Social

Trabajo subraya que no habrá paso atrás: "Los empresarios tienen que pagar más"

El secretario de Estado de la Seguridad Social apuesta por un aumento de las cotizaciones que acerque la media española al del resto de Europa. 

El secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado. EFE
Trabajo subraya que no habrá paso atrás: "Los empresarios tienen que pagar más". / Efe

"Lo voy a decir alto y claro: queremos que los empresarios paguen más por las cotizaciones sociales en España". El secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado, ha comparecido esta mañana en el Congreso de los Diputados con una idea fundamental entre ceja y ceja: el sistema necesita más ingresos a toda costa para reducir cuanto antes el déficit galopante que sufre y que pone en riesgo su viabilidad para las generaciones futuras. 

"Los empresarios españoles tienen que estar llamados a mantener el sistema en condiciones de equidad y competitividad en comparación a los empresarios europeos", ha insistido el número dos del Ministerio de Trabajo, quien en su exposición ha viajado en varias ocasiones a los años anteriores de la crisis para justificar "no que los empresarios españoles paguen más que sus compañeros europeos, pero que al menos paguen lo mismo"

Según ha señalado en la Comisión de Presupuestos de la Cámara Baja, donde ha expuesto las cifras de su departamento para 2019, en los años de Gobierno del Partido Popular se incrementó el déficit de la Seguridad Social en un 37%. Y eso hay que pararlo, ha subrayado. Para ello, hay dos vías. La primera, ha expuesto con bastante ironía, es incrementar las pensiones como hacía el PP, con aumentos del 0,25% anuales. La segunda, la ya mencionada de incrementar los ingresos a través de lo que aportan los empleadores al sistema. 

A este respecto, ha incidido en que esa aportación en términos de porcentaje de Producto Interior Bruto ha bajado alrededor de un punto durante los años de la crisis (en torno al 10% en estos momentos) y lo ha hecho a mayor ritmo que en la media europea. Por lo tanto, ha concluido, ha llegado el momento de "terminar con las políticas de devaluación salarial" y de "crear empleo y crecer a costa de no subir los sueldos".  

En defenitiva, el secretario de Estado de Seguridad Social considera que en el futuro el Estado deberá asumir una mayor financiación de la Seguridad Social, toda vez que los préstamos concedidos al sistema en los últimos años "no son la mejor forma de financiar el sistema". Por el contrario, "queremos que con el paso del tiempo el Estado asuma una mayor financiación", por lo que ha pedido a los grupos parlamentarios que expliquen a sus dirigentes que sus declaraciones en contra de subir impuestos para financiar la Seguridad Social "es lo contrario a lo que defiende el Pacto de Toledo".

Respecto a las medidas en materia de gasto, Granado ha señalado la necesidad de actuar sobre los procesos de incapacidad temporal, con los que se han producido algunos abusos sobre los que "no seremos tolerantes" porque cuestan "miles de millones de euros". Para ello, el Gobierno ha contratado casi un centenar de médicos del sistema nacional salud, por primera vez desde 2011, para que aligeren los procesos de baja, en un plan para incidir sobre la sanidad, como adelantó La Información.

El objetivo de todo, acabar con el déficit del sistema, que cerró 2017 con 18.500 millones de euros, una cifra que, en su opinión, representa una "negligencia" por parte del anterior gobierno por la inacción en la toma de medidas para paliarlo. A este quebranto del sistema afecta la nómina mensual de las pensiones, que en enero alcanzó los 9.535,52 millones de euros, lo que supone un incremento interanual del 7,08%, marcando así la mayor subida al menos desde 2009. Granado ha detallado que, de este incremento, un 3,9% ha sido consecuencia directa de las medidas tomadas en materia de revalorización de las pensiones: incremento general del 1,6%, que asciende al 3% en el caso de las pensiones mínimas, y una mejora de la base reguladora de la pensión de viudedad del 56% al 60%.

Esta nómina incluirá también la paga compensatoria por la inferior subida de la pensión en 2018, respecto de la inflación media de los últimos doce meses, que se pagará con cargo a las cuentas de 2019, porque no estaba contemplada en las de 2018. El crecimiento del gasto en pensiones que recogen los Presupuestos Generales del Estado de 2019 trata de devolver "toda la perdida de poder adquisitivo de 2010 a 2019", ha dejado claro Granado. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios