Martes, 23.07.2019 - 16:09 h

El Brexit hará perder a la eurozona 30.100 millones en exportaciones

La salida del Reino Unido de la UE hará perder a la zona euro 24.600 millones de euros en exportaciones de bienes y 5.500 millones en exportaciones de servicios entre 2017 y 2021.

El mayor deterioro en la inversión realizada por los británicos se notaría en Estados Unidos (25.000 millones), Holanda (15.000 millones) y Francia (6.000 millones).

Gibraltar queda fuera de la negociación del Brexit (AFP)

Empiezan a conocerse algunos de los costes económicos del Brexit. Según un informe de Euler Hermes para la aseguradora de crédito Solunion, la salida del Reino Unido de la Unión Europea hará perder a la zona euro 24.600 millones de euros en exportaciones de bienes y 5.500 millones en exportaciones de servicios entre 2017 y 2021. Los países más afectados serán Holanda, Irlanda, Bélgica, Alemania, Francia y España.

Los 31.000 millones de euros suponen el 1,6% de las exportaciones totales de la Unión Europea. En 2015, según datos de Eurostat, fueron de 1.791.000 millones de euros. En ese año, Alemania fue con diferencia el mayor Estado miembro en relación con el comercio exterior contribuyendo en un 28,2 % de las exportaciones de mercancías. Los tres siguientes exportadores principales, el Reino Unido (12,9 %), Francia (10,5 %) e Italia (10,4 %).

Este es el escenario que la firma prevé para 2021. Además, señala que el Brexit afectará a varios países de la UE que verán como caen sus sus exportaciones y la inversión recibida, lo que repercutirá en su PIB y aumentará las insolvencias empresariales.

En este supuesto, que según el estudio tiene un 55% de probabilidades de cumplirse, las mercancías destinadas a Reino Unido podrían estar sujetas a aranceles de hasta un 3%, lo que implicaría pérdidas en las exportaciones de 8.000 millones para Alemania, 4.000 millones para Holanda o 3.000 millones para Francia.

El mayor deterioro en la inversión realizada por los británicos se notaría en Estados Unidos (25.000 millones), Holanda (15.000 millones) y Francia (6.000 millones).

El escenario más probable para Solunion acarrearía una depreciación de la libra esterlina de entre el 5 y el 7%, lo que encarecería los costes de importación y reduciría la rentabilidad de las empresas británicas, incrementando las insolvencias empresariales hasta el 5% en 2017, el 6% en 2018 y el 9% en 2019.El rumbo de su economía

Aún así la economía del Reino Unido debería mostrarse resistente y no caer en recesión, aunque se desaceleraría hasta el 1,4% en 2017 y el 1% en 2018, después de haber registrado un crecimiento del 1,8% en 2016 y del 2,2% en 2015.

El informe atribuye esa capacidad de resistencia a la contención de la incertidumbre llevada a cabo por el propio país con la rápida creación de un nuevo gobierno, el fomento de una política fiscal expansiva y la relajación de la política monetaria, medidas que por sí solas deberían apoyar un crecimiento nominal medio anual del 0,5% para los próximos años.

Añade que los fundamentos económicos de Reino Unido también explican esa fortaleza, ya que en 2014 el país retornó a los niveles previos a la crisis, con un PIB que superaba en un 8% el máximo alcanzado en 2008.

El estudio solo vaticina una recesión a partir de 2019 en caso de que se diera el peor de los escenarios posibles, que supondría una ruptura total sin ningún acuerdo comercial, escenario al que se atribuye un 20% de probabilidad.

Para los autores del informe, el periodo de dos años (2017-2019) para negociar la salida de los británicos de la UE parece suficiente, si bien consideran que será necesario más tiempo para consensuar un acuerdo de libre comercio que podría llegar en 2021, después de las elecciones generales de 2020 en Reino Unido.

Hasta el acuerdo final se podría pactar un periodo de transición de dos años en el que Reino Unido seguiría sujeto a las normas de la UE y conservaría el acceso al mercado común.

Ahora en Portada 

Comentarios