Mulaya, Zara o Sheinside, otras marcas con versiones 'low cost' al estilo Primark

En 2004, Zara se hizo de oro con una versión de 150 euros del traje pantalón de Armani que Letizia Ortiz llevó en su pedida de mano. 

El año pasado, Mulaya sorprendió con una versión de la bomber plateada de Gucci. Podías adquirir el clon por 29,95 euros frente a los 2.500 euros de la original.

Te interesa leer: Primark arrasa en las redes con versiones 'low cost' de las grandes firmas de moda

Mulaya, Zara o Sheinside, otras marcas con versiones 'low cost' al estilo Primark

Primark no es la única tienda que está al tanto de las últimas novedades en moda para crear sus versiones 'low cost'. Esta tendencia de 'copiar' los vestidos de famosas o de grandes diseñadores se puso de moda en 2004 gracias al entonces futura princesa de España, Letizia Ortiz.

La joven periodista sorprendió en su pedida de mano con un traje pantalón blanco de Armani valorado en unos 2.100 euros. Días después, numerosas tiendas de España vendieron réplicas del traje que iban desde los 50 hasta los 150 euros. Zara fue una de las marcas que no quiso perderse la oportunidad de tener tan icónico traje.

[Te interesa leer: Primark arrasa en las redes con versiones 'low cost' de las grandes firmas de moda]

La tienda de Inditex no pierde de vista a las mujeres del momento. Paula Echevarría es una de las famosas más imitadas por marcas como Zara. El pasado mes de junio, la ex de Bustamante lució un maxi vestido floral que fue versionado por la marca de Amancio Ortega por 39.95 euros.  Esta semana, la actriz de 'Velvet' eligió un vestido de Gucci, de punto elástico con tribanda, modelo Sylvie de 1.300 euros. Este vestido se puede encontrar en varias tiendad como Moet Shop a un precio de 39.99 euros.Zara, de 'copiar' a ser 'copiada'

Entre las tiendas de moda, Mulaya es una de las que destaca por su apuesta por las tendencias del momento. Sus prendas se inspiran en grandes diseñadores e incluso se pueden encontrar prendas similares a las de Zara pero con unos precios más económicos.

El año pasado, la marca sorprendió a todas las 'it girls' con una versión de la bomber plateada de Gucci. En este caso, Mulaya presentó su pieza metalizada con terminaciones en rojo y azul a USD 20 sin apenas diferencias a primera vista. Podías adquirir el clon por 29,95 euros frente a los 2.500 euros de la original.

En internet también puedes encontrar tiendas que 'copian' a otras marcas. Sheinside es otro ejemplo de tiendas que imitan modelos de grandes marcas como Nasty Gal a precios bajos. En esta tienda china se pueden encontrar vestidos por 16 euros muy parecidos a los de la marca Nasty Gal por 103 euros.

Okeysi, Miss Selfridge o Dorothy Perkins, del grupo Topshop, son otras de las alternativas que ofrecen, en internet, el mismo concepto de moda que Primark, que se mantiene inalterable a pesar de que toda la competencia ha abrazado, sin tapujos, el comercio electrónico.

Ahora en portada

Comentarios