Martes, 07.04.2020 - 20:58 h
Un proyecto de 2.600 millones

Acciona acaricia el contrato para el metro de Sao Paulo paralizado por la corrupción

La compañía española ha alcanzado un principio de acuerdo con el Estado de Sao Paulo para continuar con un proyecto que apenas se había iniciado.

El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, ante la junta del grupo
El presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales, ante la junta del grupo / ACCIONA

Acciona ha alcanzado un principio de acuerdo con el Estado de Sao Paulo para quedarse con el contrato de construcción de una la línea seis del metro de la ciudad, un proyecto de 2.600 millones de euros (12.000 millones de reales) que llevaba años paralizado. Un consorcio de, en su mayoría, empresas brasileñas, había sido el adjudicatario de esta obra hace casi una década. En cambio, la irrupción del caso de corrupción Lava Jato -que se llevó por delante a Lula da Silva- hizo que el proyecto se frenase a las pocas semanas de comenzar.

La compañía que encabeza José Manuel Entrecanales rescatará, una vez que se firme el acuerdo, la megaobra de la línea seis (Línea Naranja) del metro de Sao Paulo que debía estar terminada en 2012 según los primeros anuncios del Ejecutivo brasileño. Un total de poco más de 15 kilómetros de longitud con quince estaciones que atravesarán una zona en crecimiento de la ciudad y que lleva años paralizada, tal y como señalan fuentes del gobierno brasileño. 

Hasta ahora el consorcio y anterior adjudicatario del proyecto -formado por Eco Realty con un 47,7%, Odebrecht Transport (19,6%), Queiroz Galvao (19,6%) y UTC (13,1%)- apenas había llevado a cabo entre un 5 y un 10% de las obras, tal y como confirman fuentes conocedoras, por lo que para Acciona será casi como empezar de cero. El contrato de concesión público-privada, primero de este tipo en Brasil, había sido adjudicado a este consorcio en 2013 e incluía la construcción y gestión de la nueva línea de metro de este estado brasileño durante 25 años.

 En 2015 comenzaron los trabajos y en 2016 las obras fueron paralizadas ante la "falta de presupuesto", según indican medios locales. La realidad es que en este medio tiempo salió a la luz el caso Odebrecht -corrupción sobre varias adjudicaciones de obra pública en Brasil-, que salpica a otras compañías constructoras, como la española FCC, y el Lava Jato -la trama a través de la que Lula da Silva terminó en prisión-, que impidieron su desarrollo.

En marzo de 2018, la administración trató de rescindir el contrato al consorcio adjudicatario tras la paralización de las obras. Finalmente, el Estado de Sao Paulo ha optado por llevar a cabo una transferencia del mismo, sacando a las empresas que habían resultado ganadoras en 2013 y encontrando una nueva compañía que lleve a cabo este proceso. Acciona ultima así su entrada en el metro de Sao Paulo frente a otros como China Railway, gran rival en el mundo de la construcción, que han perdido paso.

Tras tantos años de paralización del proyecto, el Ejecutivo del Estado de Sao Paulo ponía sobre la mesa este principio de acuerdo que podrá cerrarse en el segundo trimestre de 2020, según confirman las mismas fuentes. Desde entonces, se abrirá un periodo de cuatro años, según apuntaba el secretario de Transporte Metropolitano del Estado de Sao Paulo, Alexandre Baldyen, en los que Acciona deberá desarrollar un proyecto valorado en 2.600 millones de euros. 

Acciona tiene amplia experiencia en la construcción de este tipo de infraestructuras. La compañía de José Manuel Entrecanales ya llevó a cabo las obras de la línea 8 de Metro de Madrid. La firma también ha estado presente en otras obras de suburbanos como la línea 1 del Metro de Quito y la línea tres del de Chile. 

A día de hoy, se encuentra inmersa en otro megaproyecto como es el del suburbano de Dubai que estará listo para la EXPO 2020 que se celebra en la ciudad el próximo ejercicio. El metro de Dubai era una de las obras mayores y más emblemáticas que estaban en liza en Oriente Medio. Acciona y Gulemark ejecutarán la obra civil de la línea, mientras que Alstom suministrará los trenes, un lote de cincuenta para el nuevo tramo y mejorar el servicio actual.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING