Pasa revista al sector de la distribución

Moody's se rinde al éxito de Mercadona: hay poco espacio para tiendas 'discount'

La firma ha augurado que en España continuará la apuesta por bajar precios, liderado por cadenas como la fundada por Juan Roig, lo que pesa a Lidl. 

MERCADONA
Establecimiento de Mercadona. 

La agencia de calificación crediticia Moody's ha pasado revista a las cadenas de distribución y no le ha quedado más remedio que rendirse al gran éxito experimentado por Mercadona. La firma estadounidense ha augurado que en España (también Francia y Bélgica) continuará la apuesta por bajar los precios, liderado por cadenas como la fundada por Juan Roig en nuestro país, lo que deja poco espacio para las tiendas de 'discount' como Lidl, que deberían continuar con su expansión.

De todos modos, la alemana Lidl continúa creciendo en la distribución española tras subir dos décimas y alcanzar el 4,4% de cuota del mercado, impulsada por su apuesta por crecer en todas las tendencias del mercado, según los datos de la consultora Kantar Wordpanel. Aun así, la hegemonía de Mercadona es evidente al contar con un 24,5% de cuota

La alemana, que poco a poco se abre paso en nuestro país, está teniendo un punto fuerte en su pequeña diversificación de negocio. Por ejemplo, más de tres millones de mujeres han adquirido textil en Lidl durante el año pasado, más de 700.000 han comprado productos ecológicos y biológicos, además de la apuesta firme de la enseña por la democratización de precios en varias categorías como las cremas y los productos 'gourmet'.

Moody's, que se ha centrado en el sector de la distribución en Alemania, ha destacado que los distribuidores germanos Lidl y Aldi seguirán ganando cuota de mercado y elevando ventas en los próximos años. En concreto, la firma estadounidense considera que este incremento llega tras la apuesta por ambas cadenas de mejora de la experiencia de compra a sus clientes y por la mayor calidad del producto que ofrecen en sus lineales. Sin embargo, cree que continuarán preservando sus fortalezas como la apuesta por la marca propia, la eficiencia en los costes y los precios bajos.

"Si bien Aldi y Lidl no publican sus cuentas consolidadas, creemos que sus ingresos crecerán más rápido que los minoristas tradicionales de alimentos, particularmente en el Reino Unido y Australia, donde están invirtiendo mucho", ha explicado Vincent Gusdorf, vicepresidente y analista senior de Moody's. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios