Martes, 16.01.2018 - 14:24 h
Se verá con el primer ministro

El presidente de Seat viaja a Argelia para expandir la marca en su bastión africano

Desde el verano, Seat ensambla en Argelia su Ibiza, en Relizane, a unos 220 kilómetros al oeste de Argel, donde se fabrican 200 vehículos al día

El presidente de Seat, Luca De Meo
El presidente de Seat, Luca de Meo.

El presidente de Seat, Luca de Meo, visitará esta semana Argelia en un viaje institucional en el que se reunirá con el primer ministro y con el ministro de Industria del que es el principal mercado de la automovilística en el Norte de África y donde la marca tiene vocación de crecer.

Desde el pasado verano, Seat ensambla en Argelia su modelo Ibiza, en una planta ubicada en Relizane --a unos 220 kilómetros al oeste de Argel, la capital--, en la que se fabrican unos 200 vehículos al día y de la que también salen el Volkswagen Golf y Caddy y el Skoda Octavia.

El Grupo Volkswagen firmó un acuerdo a finales de 2016 con la empresa Sovac, su importador para el país, para ensamblar vehículos del grupo, siendo Seat la que lidera el proyecto y la que más unidades produce, y la planta se inauguró en julio del año pasado.

De Meo se reunirá con el primer ministro, Ahmed Ouyahia, y con el ministro de Industria y Minas, Youcef Yousfi, coincidiendo con el inicio de las ventas de la nueva generación del Ibiza en el país norteafricano.
La intención del gobierno de Ouyahia es impulsar una industria del automóvil argelina a través de la instalación de los grandes fabricantes y de sus proveedores, ya que la importación de coches está limitada a través de cuotas, lo que hace que la producción local sea la única manera de conseguir volúmenes.

De Meo aprovechará también el encuentro para explorar las posibilidades de comercializar en Argelia coches propulsados por Gas Natural Comprimido (GNC), una tecnología que Seat pretende potenciar para reducir las emisiones de gases contaminantes.

El primer mercado en el Norte de Africa

Argelia es el principal mercado de Seat en el Norte de África --seguido de Marruecos y Túnez--, una de las áreas de expansión prioritarias de la marca en su estrategia de internacionalización más allá de Europa, junto con otros países del arco mediterráneo como Israel y Turquía.

Esta es la segunda etapa de crecimiento de Seat en Argelia, que ya fue un mercado importante para la marca a principios de esta década, hasta que se impusieron por parte del gobierno argelino restricciones a la importación. En 2013, la compañía de Martorell (Barcelona) vendió 20.500 coches en Argelia, su máximo histórico en el país, una cifra que fue descendiendo hasta las poco más de 4.000 unidades en 2016, mientras que en 2017 ha vuelto a subir las ventas hasta rozar los 5.000 coches por el efecto de la nueva planta.

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios