Lunes, 30.03.2020 - 13:11 h
Palabra de su presidente

El comité de empresa de Seat dice que reciben presiones para salir de Cataluña

El máximo representante de los trabajadores en Seat asegura que la dirección ha recibido "llamadas de preocupación de un lado y de otro".

Seat paraliza el anuncio del nombre de su nuevo SUV por la crisis política
Seat paraliza el anuncio del nombre de su nuevo SUV por la crisis política

El presidente del comité de empresa de Seat, Matías Carnero, ha señalado que la dirección de la compañía está recibiendo presiones para que traslade su sede social y fiscal a un territorio fuera de Cataluña. Por ello, pide que "nos dejen tranquilos para hacer coches" y que los políticos "se sienten a dialogar" en lugar de intentar influir en las empresas con sede en Cataluña para que trasladen o mantengan sus centros de decisión.

"Los políticos lo que tienen que hacer es sentarse a dialogar y tener cordura política para no meter a la sociedad en más líos, ni a las empresas ni a los trabajadores", ha asegurado en declaraciones a Catalunya Ràdio.

Ha añadido que se trataría de un gesto "simbólico", porque Seat ya tiene oficinas en la Torre de Cristal de Madrid, donde se encuentra el despacho de Francisco Javier García Sanz, presidente del consejo de administración de la compañía.

En esta línea, el máximo representante de los trabajadores en Seat ha expresado el deseo de la compañía automovilística de "no querer estar bajo los focos" y ha lamentado que se cite a la empresa "bien para decir que somos el último bastión que se queda en Cataluña o para expresar preocupación porque no nos vamos".

El dirigente de UGT ha recordado que Seat se mueve en un mercado muy competitivo, que se mide tanto con otros grupos automovilísticos como con marcas de su propio consorcio, y que "no queremos salir perjudicados".

Tras recordar que en Seat trabajan unos 14.000 trabajadores y que es responsable de 150.000 empleos indirectos, Carnero ha afirmado que la compañía ha recibido "llamadas de preocupación de un lado y de otro" ante el panorama político en Cataluña y la incertidumbre creada, hasta el punto de que "se habló de Seat" en la recepción oficial que el Rey ofreció el 12 de octubre en Madrid.

El presidente del comité de empresa ha admitido que la decisión de Seat de posponer la fecha en la que hará público el nombre de su nuevo SUV (todoterreno urbano) ha provocado especulaciones. Por su parte, la dirección de Seat ha declinado hacer comentarios sobre las declaraciones de Carnero.

Hasta ahora, la compañía, con sede en Martorell (Barcelona), se ha limitado a asegurar de manera oficial que sigue de cerca los acontecimientos políticos y que es "una multinacional con una visión global" y, como tal, requiere de "un entorno político estable que permita seguir invirtiendo para generar crecimiento y empleo".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING