Jueves, 19.07.2018 - 01:55 h
Fue su vicepresidente en la Diputación de Pontevedra

Zoido adjudica a la firma del ex número dos de Rajoy un contrato de 10 millones

La Guardia Civil encarga a Sagres S.L., propiedad del exdiputado del PP Marqués de Magallanes, la mayor parte del contrato de renovación de uniformes.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy y el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy y el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido / EFE

Una empresa textil propiedad del que fuera vicepresidente de Mariano Rajoy durante su etapa en la Diputación de Pontevedra, Adriano Marqués de Magallanes, ha sido la adjudicataria de la mayor parte del contrato que el Ministerio del Interior ha sacado a concurso para renovar la uniformidad de la Guardia Civil a lo largo de los próximos tres años. Sagres S.L., cuyo presidente y fundador es el que también fue diputado de Alianza Popular, percibirá 9.637.650 de euros por confeccionar las cazadoras y los pantalones que lucirán los agentes de la Benemérita.

El Ministerio del Interior gastará un total de 25 millones de euros en renovar el uniforme de la Guardia Civil. Así, hasta 2021 se irán sustituyendo las prendas que visten en su día a día los más de 77.000 efectivos con los que cuenta el Instituto Armado. Se entregarán nuevos polos, jerseys, cazadoras, zapatos, botas, cinturones, prendas térmicas..., según consta en la Plataforma de Contratación del Estado. El contrato acaba de ser conformado y se divide en una serie de lotes de los que Sagrés S.L. ha sido el principal beneficiado.

El presidente de esta firma textil con sede en Redondela es Marqués de Magallanes, que fue vicepresidente de la Diputación Provincial de Pontevedra entre 1983 y 1987, siendo Mariano Rajoy el número uno de la institución. El empresario fue, además, la persona que sustituyó al actual presidente del Gobierno como diputado en el Congreso cuando fue elegido vicepresidente de la Xunta de Galicia. Rajoy dejó su escaño en la Carrrera de San Jerónimo y regresó a Santiago. Marqués de Magallanes estuvo la Cámara Baja tres años, hasta septiembre del 1989 y ya por entonces disponía de esta compañía especializada en la confección de uniformes para policías locales, autonómicas y servicios de emergencias.

Chaquetas, gorras y pantalones

La compañía del que fuera mano derecha de Rajoy en la etapa política que vivió en su Pontevedra natal se encargará de confeccionar las cazadoras y las gorras de servicio de los agentes de la Guardia Civil, las prendas recogidas en el lote 2. En concreto, producirá 20.000 chaquetas técnicas durante los tres próximos años por 105 euros cada una y 40.000 complementos para la cabeza a un precio unitario de 16 euros. También ha sido la adjudicataria del lote 3: 125.000 pantalones técnicos (tanto en su versión para hombre como para mujer) a razón de 40 euros por unidad y 12.500 forros términos desmontables de pantalón por 18 euros cada uno. En total cobrará del Estado 3.315.400 y 6.322.250 euros por cada uno de estos dos lotes.

Sagrés S.L. también optó al lote 1, el de los polos (de manga corta y larga) y los jerseys de la Guardia Civil, pero no fue la adjudicataria final. El problema que detectó el Servicio de Abastecimiento del Instituto armado con la prenda modelo que presentó la firma gallega fue que la solidez del tinte ante la luz artificial de los polos de manga corta estaba por debajo de lo requerido y que, además, los polos de manga larga no tenían la suficiente resistencia térmica. La Benemérita deshechó la propuesta de esta firma y decidió entregar este lote a El Corte Inglés.

Cazadora de la Guardia Civil.
Cazadora de la Guardia Civil.

El resto del contrato de uniformidad de la Guardia Civil ha ido a parar a varias firmas distintas. El Corte Inglés se encargará de renovar los polos y jerseys (3,8 millones de euros) y los uniformes de diario (1,9 millones); Iturri elaborará los zapatos y las botas (3,8 millones); a Fábrica Española de Confecciones se le adjudican los petos y chalecos (1,2 millones); a Aura, los cinturones y los guantes (1,8 millones); y a una UTE conformada por tres firmas textiles, las prendas térmicas (3,4 millones).

El primer gran contrato en la era Rajoy

Sagres S.L. ya ha trabajado con el Ministerio del Interior en el pasado. Por ejemplo, en 2011 el Gobierno del PSOE le adjudicó un contrato para fabricar hasta 300.000 prendas de la Guardia Civil en los siguientes años. El siguiente gran contrato llegó en 2016, cuando el Instituto armado renovó su indumentaria y pasó a lucir polos y gorras deportivos. Sin embargo, en esa ocasión fue una UTE, en la que se encontraba la compañía gallega, quien resultó la adjudicataria. 

El pasado mes de agosto, la misma firma Sagres S.L. ya fue la ganadora de un contrato para confeccionar los pantalones de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil. La firma gallega percibirá 94.380 euros por ese cometido. Interior argumentó entonces haber elegido a esta compañía por "haber formulado la oferta más ventajosa para el organismo y para el interés general". Fuentes oficiales de la compañía no han precisado cuántos contratos han firmado con el Gobierno estatal en los últimos años.

Tricornios Guardia Civil.

Hace unas semanas, en noviembre, la Guardia Civil también realizó un pedido especial para adquirir 1.500 tricornios a un precio de 40 euros por unidad. En total, el montante del contrato asciende a 59.960 euros para la reposición de esta prenda tan característica de la Benemérita. El adjudicatario fue Cruz Lozano Martínez, una empresa madrileña dedicada a la confección en serie de prendas de vestir.

Zoido adjudica a la firma del ex número dos de Rajoy un contrato de 10 millones

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios