Jueves, 23.05.2019 - 21:37 h
Es el avión preferido del rey emérito​

El Falcon 'for rent' de Florentino se hace mayor... y da un susto a Pedro Sánchez

El jet del presidente del Real Madrid es uno de los más veteranos de la aviación privada. Ferraz lo alquiló una vez en Sevilla a 5.000 euros la hora. 

Modelo Falcon 200 como el de Florentino Pérez.
Modelo Falcon 2000, como el de Florentino Pérez. / D.R.

El Falcon de Florentino Pérez, presidente del grupo ACS y del Real Madrid Club de Fútbol, tiene más de cuarto de siglo. Los que conocen esta aeronave aseguran que es de las más veteranas del hangar 'executive' de Barajas. Sus ocho asientos han albergado a los grandes nombres de este país. No solo lo utiliza su dueño, familia y determinados jugadores del conjunto blanco, como el resto de aviones privados se alquila. Este a 5.000 euros la hora. Un precio razonable para un Falcon 2000.

Al rey don Juan Carlos, que ya no disfruta 24 horas de las ventajas de tener a su disposición la flota del Grupo 45, le encanta. Le une gran amistad con Florentino y se siente seguro en este jet para sus viajes en el día. También lo usó Mariano Rajoy en campaña. Y ahora, hace lo propio el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

Hasta aquí todo bien. El problema fue el mes pasado cuando Pedro Sánchez, que se encontraba en Sevilla, fue a emprender el vuelo de vuelta a Madrid. El avión de Florentino tuvo un pequeño problema técnico y necesitaba el tiempo que no tenía el líder socialista para ser reparado. Un incidente sin importancia pero que era incompatible con la apretada agenda de Sánchez.

Ferraz llamó a la empresa (Gestair) a través de la cual alquilan las aeronaves cuando no están en asuntos de Estado, y les proporcionó un pequeño avión Cessna, que estaba precisamente en Sevilla. El del fundador de Jazztel, el emprendedor de origen argentino Martín Varsavsky. Un avión mucho más pequeño que el Falcon 2000 de Florentino y los Falcon 900 oficiales.

El avión del presidente blanco, a pesar de ser mayor que el oficial del Reino de España, tiene menos capacidad que el de Sánchez. El presidente de ACS tiene dos motores y 8 asientos. El del Estado, tres motores y 14 asientos. Florentino siempre buscó la comodidad y estancias espaciosas. Tal vez por eso siempre ha sido un avión deseado para alquilar, amén del morbo que suscita que su dueño y sus pasajeros habituales sean quienes son. 

La empresa con la gestiona su avión es Floma Aviación, una sociedad madrileña que tiene domiciliada en su macrocomplejo de El Viso. Nunca ha dado números verdes. Y no es porque este avión no esté bien rentabilizado. "Es porque en este negocio todo son gastos", aseguran a La Información fuentes autorizadas del sector. Florentino cerró su ejercicio de 2017 con números rojos de 1,7 millones de euros. En 2016: el negativo alcanzó los 2,8 millones. Pérez controla Floma Aviación a través de Rosan Inversiones, la sociedad patrimonial personal a través de la que gestiona varias firmas, incluida Inversiones Vesan, la tenedora de sus acciones de ACS.

En el último año, Floma Aviación sigue teniendo abultadas pérdidas a pesar de que sus ventas se dispararon. En concreto, sus entradas por arrendamientos se triplicaron: pasaron de 538.000 euros a superar los 1,5 millones de euros. Tal vez por esta contabilidad eternamente en negativo, Florentino descarte renovar su viejo Falcon. Sabe que es un negocio en el que es casi imposible estar en números verdes. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios