Miércoles, 18.09.2019 - 23:15 h
Torres generó una retribución total de 6,1 millones

Francisco Gonzalez ganó 5,1 millones en su último año en la presidencia de BBVA

BBVA podrá reclamar la mitad de la retribución de su presidente de honor si se demuestra su implicación en el 'caso Villarejo'.

Francisco González se despide de BBVA
Francisco González se despide de BBVA / BBVA

El actual presidente de honor de BBVA, Francisco Gonzalez, que está en el foco por el caso de las escuchas telefónicas que presuntamente encargó el banco al excomisario José Manuel Villarejo, ganó 5,1 millones de euros al frente de la entidad durante el ejercicio 2018, un 11% menos que un año antes después de que el grupo no haya cumplido sus objetivos de 2018 a consecuencia de Turquía y Argentina.

La retribución fija del expresidente ejecutivo de BBVA se mantuvo en 2,5 millones de euros, mientras que la variable cayó un 20%, hasta 2,6 millones. Está previsto que FG reciba el 40% de la remuneración variable durante el primer trimestre de 2019, mientras que el 60% restante queda 'congelado' hasta 2022, ya que se abona en diferido. Los bonus variables, no obstante, están sujetos a cláusulas 'malus' y 'clawback' que podrían permitir a la entidad recuperarlas si se prueba la implicación de González en el 'caso Villarejo'.

En concreto, estas cláusulas establecen que el banco podrá reclamar el bonus a sus directivos durante seis años después de su atribución en una serie de supuestos, como haber mantenido conductas irregulares, recibir sanciones regulatorias o condenas judiciales o por fallos en la gestión de riesgos, por lo que la retribución de González depende de cómo evolucione la investigación sobre el 'caso Villarejo'.  Estos supuestos están recogidos en la política de remuneraciones del banco correspondiente a 2017.

Por su parte, el actual presidente de BBVA, Carlos Torres, generó, en su condición de consejero delegado en 2018, la cantidad de 4,5 millones de euros, un 8% menos que en el ejercicio 2017. La remuneración fija en 2018 se mantuvo constante respecto a 2017 en 1,96 millones de euros, mientras que la remuneración variable desciendió un 15% respecto a la del ejercicio 2017, hasta los 2,4 millones de euros.

Asimismo, Torres percibió 1,6 millones de euros en aportaciones a su plan de pensiones, por lo que la remuneración total del presidente asciende a 6,1 millones de euros. En cualquier caso, BBVA recuerda en un comunicado que el banquero no puede percibir la pensión para la jubilación que acumula de forma anticipada y tampoco en caso de cese por incumplimiento grave de funciones.

El actual consejero delegado, Onur Genç, no ha percibido ninguna remuneración por su nuevo cargo en 2018. Su remuneración fija y variable en dicho ejercicio está asociada a su anterior cargo de responsable de BBVA Compass y ‘country manager’ de BBVA en Estados Unidos, cargos por los que generó 3,18 millones de euros.

Limita el alza de los salarios al 5% anual

El banco, además, ha informado de que someterá al visto bueno de sus accionistas la política de remuneraciones para los ejercicios 2019, 2020 y 2021. Entre las novedades destaca que la remuneración fija anual de su cúpula no podrá incrementarse más de un 5% anual durante el periodo de vigencia. El sueldo fijo de Torres en 2019 se ha establecido en 2,45 millones de euros y el de Genç en 2,18 millones.

Asimismo, el nuevo consejero delegado contará con dos remuneraciones complementarias fijas por su condición de alto ejecutivo internacional, además de un seguro por invalidez y fallecimiento. Se trata de una cantidad anual en efectivo equivalente a un 30% de su retribución fija anual que sustituye a la pensión de jubilación y otros 600.000 euros anuales como complemento de movilidad.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios