Viernes, 16.11.2018 - 11:29 h
Entrará en vigor el 29 de octubre

Google no quiere más problemas con la UE y readapta ya su política de licencias

La compañía se adapta a la decisión de la Comisión, que la multó en julio con 4.340 millones, mientras se resuelve la apelación. 

Doodle de Google por el 20 aniversario
Doodle de Google por su reciente 20 aniversario. / GOOGLE

Google introducirá en apenas dos semanas un nuevo acuerdo de licencias para la instalación de sus aplicaciones en móviles y tabletas dentro del Espacio Económico Europeo, además de ofertar por separado los permisos de aplicaciones móviles Google, la aplicación de búsqueda y el navegador Chrome, como respuesta a la multa impuesta por el Tribunal General de la UE por su posición dominante en el mercado dentro de dispositivos Android.

El gigante de Internet ha comunicado estas nuevas medidas al Parlamento Europeo ante la sanción de 4.340 millones de euros que la Comisión Europea impuso en el mes de julio a Google. Con estos cambios, recogidos en una publicación ubicada en su blog oficial, la compañía pretende adaptarse al cumplimiento de la decisión mientras esta se encuentre pendiente de apelación.

La primera modificiación está relacionada con la separación de las licencias de Google para los dispositivos móviles. Así, según afirma la compañía, los fabricantes podrán adquirir de forma individual la tienda de aplicaciones de Google, sin necesidad de incorporar el buscador de la compañía o el navegador Chrome, informa EP.

Con ello, no se forzará a la preinstalación del paquete completo de Google, aunque se introducirá un nuevo acuerdo de pago de licencias con los desarrolladores. Esto llevará a que, para incorporar las aplicaciones de Google a un dispositivo será necesario el pago de licencias, aunque según afirma la compañía el sistema operativo Android "se mantiene gratuito y de código abierto".

Junto a esto, la empresa también anuncia que ofertará licencias de pago separadas para la aplicación de búsqueda y para Chrome. Con ello, se fragmenta la licencia única de servicios Google en tres paquetes distintos. Además, Google no forzará a la preinstalación exclusiva del buscador de Google y el navegador Chrome, por medio de nuevos acuerdos. La empresa remarca que "como antes, se podrán preinstalar aplicaciones de la competencia".

La última de las medidas incluye la posibilidad de que los fabricantes de 'smartphones' y tabletas desarrollen dispositivos con sistemas operativos bifurcados o 'forked' para sus productos, basados en Android pero con las variaciones y la personalización que permite su código abierto, dentro del Espacio Económico Europeo.

La empresa emitió una respuesta a la Comisión Europea tras oficialiarse la sanción, en la cual defendían que tal abuso no existía y que "la innovación rápida, la amplia elección y la caída de los precios son los distintivos clásicos de la competencia robusta, y que Android los ha habilitado a todos" a través de los servicios de Google. Los cambios en cuanto a licencias entrarán en vigor el 29 de octubre para los dispositivos lanzados en el Espacio Económico Europeo.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios