Martes, 22.01.2019 - 14:17 h
Informe del Grupo de Blanqueo de Capitales

Los reyes del ocio en Mallorca, acusados de defraudar más 65 millones de euros

Se han detectado estas irregularidades en las discotecas Tito's, BCM, Paradise, Megarena, Riu Palace y Megapark y en el Restaurante Asadito.

Bartolomé Cursach, dueño de Grupo Cursach
Bartolomé Cursach, dueño de Grupo Cursach

Un informe del Grupo de Blanqueo de Capitales de la Policía Nacional acusa al Grupo Cursach de defraudar al menos 51 millones de euros a Hacienda y otros 14,7 millones a la Seguridad Social entre 2010 y 2016. Por tanto, el montante ascendería hasta los 65,7 millones. 

El informe fue entregado la semana pasada al Juzgado y acusa de participar en este fraude a 18 personas, entre ellas el propietario del Grupo, Bartolomé Cursach; el ex director general, Bartolomé Sbert; y el actual director general, Miguel Pérez Marsá.

Según la Policía, el Grupo cometió este fraude no declarando los beneficios reales de sus empresas y mediante la contratación irregular de parte de sus trabajadores -con lo que se evitaba el pago de impuestos y cargas sociales que corresponderían-.

El Grupo de Blanqueo ha detectado estas irregularidades en las discotecas Tito's, BCM, Paradise, Megarena, Riu Palace y Megapark y en el Restaurante Asadito. Los investigadores describen en el informe "un sistema de defraudación perfectamente orquestado por sus responsables" y "conocido al menos por todos los trabajadores que disponían de cierta capacidad" en apartados como el control de los empleados y el pago diario de sueldos, contrataciones, acceso y control de las recaudaciones o la venta y reparto de tíquets.

A lo largo de unas 400 páginas el informe analiza los documentos localizados en los distintos establecimientos y los cruza con conversaciones y mensajes intervenidos y las cifras oficialmente declaradas. Por ello, la cifra presuntamente defraudada, de más de 65 millones de euros, corresponde a los años en los que se ha encontrado algún documento que permitiese comparar las cantidades declaradas, pero el fraude podría ser superior. De hecho, los investigadores advierten que esta cantidad supone "una ínfima parte de lo defraudado en la totalidad de las sociedades del grupo".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios