Jueves, 19.09.2019 - 01:01 h
Iniciativa sostenible

Hemper, la marca española que te deja regatear para pagar en su página web

Esta firma produce en Nepal sus mochilas donde genera desarrollo económico y social a través de esta empresa puesta en marcha por universitarios.

Hemper permitirá regatear sus precios durante este mes de febrero
Hemper permitirá regatear sus precios durante este mes de febrero

El concepto 'slow fashion' va pasando poco a poco de una idea a la realidad. Cada día que pasa, más firmas de todos los ámbitos ponen en marcha diferentes iniciativas para que la moda se convierta en un sector algo más sostenible después del ritmo de vértigo al que lleva viviendo en la última década, con las consecuencias que eso ha tenido para la sociedad y para el medio ambiente. El último proyecto de este tipo es totalmente novedoso, pues trae al comercio online uno de los métodos de pago más antiguos del mundo: el regateo.

La idea la ha tenido Hemper, una marca española que nació precisamente con el objetivo de poner su granito de arena para hacer del mundo un lugar un poco más justo. A través del comercio. Se trata de una firma de mochilas confeccionadas de forma 100% sostenible puesta en marcha por seis universitarios españoles de distintas zonas (Madrid, Cataluña, Valencia, Irún y Burgos) los cuales se unieron hace unos dos años para dar forma a un proyecto en defensa "de la fabricación artesanal, de calidad y exclusiva, y para generar un menor impacto medioambiental y fomentar el consumo responsable de productos de los que se conoce su origen".

Para ello, se marcharon a Nepal de viaje solidario y se enamoraron del país, de ahí que decidieran establecer allí su marca. Ahora, confeccionan sus mochilas y riñoneras a mano en su taller de Kathmandú "con cáñamo, una fibra textil tradicional de este país y una de las más antiguas de la humanidad". Este material es respetuoso con el medio ambiente y para cultivarse se necesita la mitad de agua que para el algodón. 

Hemper, además, trabaja por la integración social, pues en la producción ya intervienen 10 familias nepalíes en riesgo de exclusión social que trabajan los tejidos, la confección y el etiquetado de los productos que previamente diseña la firma. "Con esto, se contribuye a la conservación del patrimonio y la cultura del país, mientras se favorece la creación de empleo digno", indican desde la marca.

Así, este equipo quiere ir ahora un poco más lejos incluyendo la iniciativa del regateo, algo inédito hasta ahora en el ámbito del ecommerce. Desde esta semana, Hemper permitirá a sus clientes pagar de esta forma, que todavía se usa en Nepal, proponiendo a la marca dos precios diferentes cuando acaben su compra en su web. Tendrán que demostrar sus dotes de negociación para conseguir el mejor precio final. La conversación se realizará a través de un chatbot -programa que imita la conversación con personas mediante inteligencia artificial-, con el que interactuarán los usuarios y cerrarán el precio.

Como nos señalan desde la firma, esta es la primera vez que se aplica el regateo online a productos que no son de segunda mano y el objetivo es acercar la cultura nepalí a sus clientes y rebajar una marcha más la velocidad del comercio, volviendo a un método que se utilizó hace millones de años y que ha sobrevivido hasta nuestros días, a pesar de que no ya no es una forma de pago institucionalizada.

Mochilas de 75 euros con alma social

Los productos de Hemper están enfocados en los complementos. Sus mochilas son los más famosas. Las hay de diferentes tipos, tamaños y colores, a gusto del cliente, y todas están realizadas en cáñamo y fibra 100% natural. Sus precios varían en función del modelo, yendo desde los 45 euros a los 75. Además, también venden neceseres y riñoneras, cuyos precios son 29 euros y 35 euros, respectivamente. El 20% de los beneficios se destinan a proyectos sociales en la comunidad.

Riñonera
Riñonera de Hemper por 35 euros
Mochila
Mochila de Hemper por 75 euros

Así, en este tiempo la marca ya ha vendido más de 11.000 mochilas y espera seguir aumentando su facturación durante este mes gracias a su peculiar iniciativa con el regateo. De este modo, podrán seguir ayudando a Nepal y dando una segunda vida al cáñamo, un material que se ha visto amenazado por el plástico, contra el que también lucha esta marca, porque su packaging es libre de plásticos, ya que reutilizan las bolsas de arroz de Nepal para envolver sus mochilas. Otra de sus iniciativas, llamada #EnvuélveloMejor, con la que quiere que todo el mundo opte por una alternativa diferente al plástico para enviar sus paquetes. 

Ahora en Portada 

Comentarios