Martes, 19.11.2019 - 05:41 h
Posible estrategia comercial

¿Busca IAG una contraoferta de Airbus con su pedido de 200 aparatos a Boeing?

La flota de Iberia, Vueling y la 'low cost' Level se compone en su totalidad por diferentes tipos de aeronaves de la europea. 

Aerolíneas del grupo IAG
El 'pedido' de 24.000 millones de IAG a Boeing: ¿Busca lograr ofertas de Airbus?/ IAG

Hace solo tres días que IAG -propietaria de marcas como Iberia, Vueling, Aer Lingus, British Airways o la 'low cost' Level- anunciaba la firma de una carta de intención de compra de 200 aparatos con la aeronáutica estadounidense Boeing. En cambio, las dudas han surgido en el mercado y lo que parecía una gran operación puede quedarse en una estrategia, según confirman fuentes conocedoras. ¿Está la de Willie Walsh buscando una contraoferta de Airbus?

Un futuro pedido -las cartas de intención no son vinculantes hasta que exista un acuerdo formal- de más de 20.000 millones de euros y que está ligado a aeronaves del modelo B737-8 y el B737-10 MAX, que ahora mismo no pueden volar como consecuencia de los accidentes registrados hace apenas unos meses, no parecen la mejor opción para la aerolínea. En cambio, durante la junta general de accionistas de IAG, su equipo directivo se ha afanado en defender este 'pedido' al decir que "son los que el consejo estima que son los mejores". 

Desde el sector indican a este diario las dudas que causa esta carta de intención. "No es muy lógico que se haga un pedido tan grande de aviones que ahora mismo no pueden volar y que se van a dedicar a estas aerolíneas", confirman. Lo cierto es que más allá de la prohibición que pesa sobre este modelo de aeronave hay un problema más: las compañías a las que se pretende incorporar operan en la actualidad con Airbus

Por ello, y según señalan las mismas fuentes, "la incorporación de este tipo de aeronaves supondría la necesidad de impartir formación a la totalidad de la plantilla de la compañía". De acuerdo con el propio comunicado de IAG, "el avión sería operado por algunas de las aerolíneas del Grupo incluyendo a Vueling y Level además de British Airways en el aeropuerto Gatwick de Londres". 

A día de hoy la flota de Vueling se compone de cuatro modelos diferentes de Airbus: el 319 -con doce aeronaves-; 320 Neo y 320-200, de las que posee 180 aviones; y 321-200, de los que tiene en propiedad otros 12 aviones. El caso de Level -la 'low cost' que comenzó a operar en 2017- es muy similar. Su flota también está formada exclusivamente con diferentes modelos de Airbus, por lo que la entrada en servicio de aviones de Boeing supondría un cambio total. En este caso, y según indica la propia web de la compañía, para operar los vuelos de largo radio utilizan los A330-200, mientras que para los de corto se quedan con los A321 y A320. 

"Pasarse a Boeing sería formar a toda la plantilla", confirman estas fuentes. Lo mismo ocurriría si se quisieran utilizar los futuros aviones de este pedido para Iberia. La histórica compañía nacional cuenta con hasta ocho modelos diferentes de la europea -entre los que destacan los A350, A330-200 y A340-600- pero no incluye ni un solo avión de Boeing. 

Las únicas aerolíneas del grupo que sí cuentan en sus flotas con aeronaves de la estadounidense son Aer Lingus y British Airways, que incorporan diferentes modelos de los dos fabricantes. La británica conjuga cinco modelos de Airbus con seis de Boeing y la irlandesa se queda en iguales a cuatro para ambas firmas aeronáuticas. 

Sea como fuere, Airbus ya ha anunciado su intención de pelear por quitarle a Boeing este macrocontrato. "IAG es un muy buen cliente. Cada una de estas aerolíneas son operadores de A320. Nuestra intención es competir", señalaba Christian Scherer, jefa de ventas de Airbus en una conferencia de prensa desde el aeródromo de Le Bourget, a las afueras de París este jueves. 

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING