Miércoles, 17.10.2018 - 16:38 h
La empresa quiere diferenciar el carbón del gas

Iberdrola carga contra Nadal por afearle que venda centrales solo en Reino Unido

La eléctrica sostiene que tiene "la voluntad de avanzar hacia un modelo medioambiental y económicamente sostenible".

Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola / EFE
Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola / EFE

Iberdrola no ha dejado pasar muchas horas antes de responder a las afirmaciones del ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, que durante un evento en Asturias ha calificado de incoherente que la compañía haya puesto a la venta centrales térmicas en Reino Unido cuando se niega a hacer lo propio en España con instalaciones de ese tipo, como la de Lada.

Desde la eléctrica que preside Sánchez Galán han salido al paso de las declaraciones del ministro, aseverando que "no debe equipararse ante la opinión pública una central térmica de carbón con una central térmica de gas", según un portavoz.

Y es que Nadal, en el evento de este jueves, ha desvelado que en una reciente reunión con el presidente de Iberdrola y los presidentes de Asturias y Castilla y León, Javier Fernández y Juan Vicente Herrera, pidieron a Sánchez Galán que vendiera las centrales, a lo que el empresario respondió que era imposible. Esa postura, ha añadido el titular de energía, no casa con la venta que está haciendo de ese tipo de instalaciones en Reino Unido.

La empresa sostiene que tiene "la voluntad de avanzar hacia un modelo medioambiental y económicamente sostenible", en el marco de la transición energética, pero añade un portavoz que "en este nuevo modelo las centrales térmicas de carbón, la fuente de generación eléctrica más contaminante, no debería tener cabida. Por eso lo que queremos es cerrarlas". Y apostillan que es "lo que hicimos en Reino Unido, donde clausuramos 3.600 MW de carbón y en ningún momento se consideró la opción de venta, y en coherencia ese es nuestro mismo planteamiento en España".

Marcando distancias, en Iberdrola argumentan que "el caso de las centrales térmicas de gas, o ciclos combinados, es totalmente diferente: es la opción térmica menos contaminante y da firmeza al sistema eléctrico, por lo que va a seguir jugando un papel relevante en la transición energética", justificando la posible venta en Reino Unido.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios