Las rentas suben un 10%

Los chinos copan el lujo: boom del 'retail' y mil euros cada vez que van de compras

Las compras de lujo de los chinos suponen un 30% del volumen del mercado y han provocado un auge notable en el precio de los alquileres

Fotografía chinos compras Louis Vuitton
Fotografía chinos compras Louis Vuitton / EFE

El mercado retail en España está en pleno auge. Si 2017 fue un año especialmente bueno para el sector —el volumen de inversión inmobiliaria ascendió 3.500 millones—, 2018 no se quedará atrás y se espera que se superen los 4.000 millones, según BNP Paribas Real Estate. Sin embargo, pese a que ha tardado más en recuperarse, el retail de lujo está sufriendo un verdadero impulso a la sombra, sobre todo, de los compradores chinos, responsables del 30% de las adquisiciones de lujo en estas tiendas, según la consultora Global Blue, lo que ha provocado que se aumente el precio de los locales. 

Así, tal y como explica Knight Frank, "el creciente impulso de su moneda, el apoyo del Estado Chino para motivar el turismo en el extranjero y el elevado precio de los productos de lujo en su país, junto con otros factores, impulsan que la nacionalidad china ocupe las primeras posiciones en cuanto a turismo de compras internacional". La cuestión no es baladí, según esta misma consultora: "Un turista chino gasta de media mil euros cada vez que entra en una tienda en España".

Los principales mercados son Madrid, Barcelona, Marbella y Baleares. Sin embargo, mientras que la Ciudad Condal lidera el volumen de compras de lujo, es en Madrid donde se realiza un mayor gasto medio diario —219 euros frente a 169—. Ello ha influido en el aumento de las rentas en las zonas prime de estas ciudades, en torno al 10%, según Gesvalt. De esta forma, en la calle Serrano de Madrid, la principal zona dedicada al 'retail' se encuentra en el primer kilómetro y medio, con unas rentas promedio de 265 euros/m²/mes, lo que supone un incremento del 15% con respecto al año pasado. Curiosamente, el lado par de Serrano, donde se encuentran Cartier y Louis Vuitton, tiene rentas significativamente más altas que los números impares. La diferencia entre las rentas de los locales en los mejores tramos de ambos lados de la calle es de un 20%, aunque en tramos más secundarios se puede llegar a pagar hasta un 40% más en el lado par que en el impar.

No obstante, la mayoría de los locales en Serrano son pequeños o medianos, entre 100 y 300 m². Los locales de estas superficies representan casi la mitad del total y únicamente el 7% de los locales tiene una superficie de más de 1.000 m², lo que restringe el acceso del mercado de masas. "Debido a la poca disparidad en la superficie media de los locales de la calle Serrano, las marcas de lujo del segmento más alto están presentes en los locales de mayor superficie, ligeramente por encima de la media. Ejemplos de ello son los locales de Carolina Herrera, Gucci o Louis Vuitton, que llegan a duplicar la superficie del local medio de la calle Serrano. Las mayores superficies comerciales de la calle están ocupadas por operadores con un mix más amplio como El Corte Inglés o el Centro Comercial ABC Serrano", sostienen desde Knight Frank.

Por su parte, en Barcelona, destaca el Passeig de Gracia, donde la mayoría de las marcas más lujosas se encuentran en el extremo superior de la calle, entre la calle de Mallorca y la avenida Diagonal. Allí, se pagan los alquileres más caros, con una media de 275 €/m²/mes, un 11% más que hace apenas un año. La superficie más común en los locales de Paseo de Gracia está, al igual que en el caso de Serrano, entre 100 y 300 m², lo que representa el 36% del número total de unidades. Sin embargo, más del 48% de los locales miden entre 300 y 1.000 metros cuadrados frente al 37% de Serrano y el 30% de la superficie alquilable bruta pertenece a locales entre 1.000 y 2.500 m² muy por encima del 18,5% de Serrano, lo que en promedio proporciona a los inquilinos superficies comerciales más grandes en comparación con Serrano.

"La mayor variedad de superficies de locales en esta calle facilita la entrada de 'retailers' de un rango más amplio que en el caso de Serrano. Casi el 40% de la superficie bruta alquilable (SBA) en Paseo de Gracia está ocupada por operadores de 'mass market', mientras que en el caso de Serrano ese segmento ocupa el 30% de la SBA total. Las nuevas incorporaciones a Paseo de Gracia muestran también un perfil más heterogéneo que en el caso de Serrano. Se han trasladado operadores de lujo del segmento más alto como Bvlgari o Céline, además de otros dedicados a un público más generalista como H&M, o a otros servicios como Caixa Bank", mantienen desde esta consultora.

34 nuevas marcas extranjeras

Y es que precisamente la apertura de nuevas compañías en España ha sido uno de los factores que ha terminado de consolidar la recuperación del sector de lujo. Según CBRE, un total de 34 nuevas marcas extranjeras abrieron su primera tienda de retail en España en 2017, lo que supone un aumento del 21% en comparación con 2016, y del 62% con 2015. "El dato confirma que el mercado español sigue siendo uno de los prioritarios en los planes de expansión de los inversores internacionales, gracias a las buenas perspectivas económicas, el aumento del consumo y el auge del turismo. A pesar del e-commerce, los retailers siguen apostando por locales físicos, y las cadenas más importantes sólo se conforman con ubicaciones 'prime'", detallan.

Según fuentes del sector, se espera que las rentas de estos locales 'prime' sigan aumentando en la medida que el lujo español se consolida como referente y los chinos, así como los rusos, siguen incrementando sus compras en España. Según datos de la Asociación Española del Lujo, en España se invierten de media anualmente unos 2.500 euros en arte y 2.300 euros en joyería, dos bienes clásicos del lujo. Aunque aún se destina un consumo mayor a la gastronomía gourmet, cerca de 2.800 euros al año. El gasto en moda de lujo supone unos 2.300 euros y en productos de belleza alrededor de 2.000 euros anuales. Según Knight Frank la conclusión es clara: el sector del lujo en España mantiene, e incluso aumenta sus niveles de producción y ventas, gracias, en gran parte, a las exportaciones y al turismo.

Temas relacionados

Ahora en portada

Comentarios