Miércoles, 22.11.2017 - 21:44 h
El restaurante que más factura

Carmena dilata once meses la ampliación del burger favorito de Obama en Madrid

Five Guys solicitó en enero abrir la tercera planta de su negocio. El Ayuntamiento dice que se la concedieron en septiembre, pero está sin notificar.

Interior del Five Guys Callao
Interior del Five Guys Callao

Desde que hace poco más de un año la hamburguesería norteamericana Five Guys abriera sus puertas en pleno centro de Madrid, su éxito no ha parado de crecer. Tanto es así que es habitual ver largas colas que se forman en la puerta. El tiempo de espera no tiene solo que ver con la calidad del producto —solo utilizan productos frescos y jamás congelan nada—, sino por falta de espacio. El local, ubicado cerca de la plaza de Callao, tiene un aforo de 90 personas, muy por debajo de la demanda que cada día tiene el restaurante.

El establecimiento cuenta con tres alturas, pero de momento Five Guys sólo puede usar dos. La primera planta, al margen del sótano y el bajo, era una escuela de idiomas, por lo que la renovación a nivel de permisos que necesitaría para abrirla es total, lo que ralentizaría el proceso para obtenerla. "Lamentablemente está llevando mucho más tiempo del que nosotros, y nuestros fans, hubiéramos deseado. El abrir la primera planta al público implica crear más empleo directo e indirecto, más riqueza para la ciudad, y especialmente mayor confort para nuestros fans, ya que se amplía sustancialmente el aforo del local", detallan.

"La ocupación de primeras plantas en la Gran Vía con uso de restauración, es una realidad de muchos otros operadores ya presentes dicho eje y no entendemos que se pongan obstáculos administrativos al desarrollo empresarial y la creación de riqueza para los madrileños. Nosotros estamos listos para abrir tan pronto como llegue la licencia pertinente, pero por ahora no tenemos novedades al respecto", prosiguen desde Five Guys. Pese a ello, los directivos de la franquicia intentan quitarle hierro al asunto y niegan que exista una mala relación con el Ayuntamiento. "Es un problema burocrático que terminará por resolverse”, tratan de justificar.

Pero la cuestión es más complicada que eso. Incluso hace unos días, coincidiendo con el primer aniversario de la apertura, desde la cuenta de Facebook de la compañía respondían a las quejas de un usuario asegurando: "¡Estamos intentando que nos den las licencias necesarias para que podáis disfrutar de un Five Guys con vistas top a Callao!".

Five Guys
Five Guys

Pese a las buenas palabras, para algunos empleados de la cadena la explicación de que no se haya obtenido la licencia en tanto tiempo es mucho más sencilla: "No nos la dan porque esto es gringo y el que manda es de Podemos", a lo que añaden que la decisión resulta más incomprensible si se tiene en cuenta que es la apertura más rentable de la historia de la compañía, superando a otros restaurantes situados en los Campos Elíseos de París o en la neoyorquina Times Square.

No obstante, el área de Urbanismo del Consistorio madrileño desmienten que no se haya concedido la licencia. "Se aprobó el 7 de septiembre, aunque está pendiente de notificar", matizan. Según explican desde el Ayuntamiento, la compañía presentó la solicitud en enero y en marzo de 2017 presentó documentación extra requerida por los responsables de darles el permiso. Precisamente, el momento en el que se inician los trámites es otro punto de discordia entre ambos, ya que desde la empresa aseguran que "se presentó en primavera del 2016, y todavía no se ha resuelto". En todo caso, Carmena ha dilatado, al menos, once meses un trámite que, en la mayoría de las ocasiones, no supera los tres. 

La franquicia se hizo mundialmente famosa gracias al presidente Obama. Cuentan que en 2009 se le antojó una cheeseburger de ese restaurante. Su equipo llamó para hacer un pedido a domicilio, pero la política de la empresa es clara: o se consume en el local o se recoge allí para llevar. Ni corto ni perezoso, Obama fue en persona a pedir su hamburguesa. La foto dio la vuelta al mundo y dotó de una publicidad a la compañía de la que, a día de hoy, se sigue beneficiando.

El local de 735 metros cuadrados en el corazón de Madrid es uno de los muchos éxitos de la compañía. Solo en Madrid cuenta con dos restaurantes más (en los centros comerciales de Parquesur y Plaza Río 2) y prepara la cuarta apertura en el centro comercial de La Gavia, lo que le hará cerrar 2017 con cerca de 220 trabajadores en plantilla, y esperan poder ampliar su oferta a otros lugares de España. Un éxito arrollador que ha hecho que los propios responsables de la compañía tengan muy claro con quién se deben comparar: "Somos el Apple de las hamburguesas. Y esto no ha hecho más que empezar".

Tags relacionados

Ahora en portada

Comentarios