Miércoles, 26.06.2019 - 02:43 h
Tras la tragedia de Génova

'Dia D' en Atlantia con dudas sobre el hombre clave para Florentino en Abertis

El primer ejecutivo de la compañía se embolsó 3,7 millones de euros en un bonus en el año de la caída del Puente Morandi.

Giovanni Castellucci y Florentino Pérez, socios en Abertis.
Giovanni Castellucci y Florentino Pérez, socios en Abertis. / EFE

Atlantia -la compañía italiana socia de Florentino Pérez para la adquisición de Abertis- se enfrenta este jueves a otra cita clave en su historia. Los accionistas de la firma, encabezados por la familia Benetton, se reunirán en Roma por primera vez desde la trágica caída del Puente Morandi de Génova, el pasado mes de agosto, lo que deja al CEO de la compañía, Giovanni Castellucci, con serias dudas sobre su futuro en la firma. 

Entre los puntos del día que se pondrán sobre la mesa en la reunión que se celebra este mismo jueves en Roma estará la renovación del consejo. De la junta tendrán que salir un número -aún por decidir- de miembros del cónclave entre los que puede no estar el propio Castellucci. Y es que los propietarios de títulos que tuviesen más de un 1% tenían el derecho de proponer a varios candidatos para ocupar estos puestos. 

El accionista mayoritario de la compañía, la familia Benetton que cuenta con un 30,25% de los títulos, ha publicado un documento en el que propone 15 nombres, entre los que está el del propio Castellucci, el de Carlo Bertazzo, chief executive officer de Edizione, y el del presidente no ejecutivo de Cellnex, Marco Emilio Angelo Patuano. También incluye el candidato a la reelección en la presidencia, Fabio Cerchiai.

​En cambio, el resto de accionistas de la firma, en los que se agrupan los inversores institucionales, han puesto sobre la mesa una lista con tres nombres que deberán ser sometidos a votación para pasar a formar parte del consejo como independientes. Estos son Dario Frigerio, director ejecutivo de la Fundación Fiera Milano; Licia Soncini, directora de Iren, compañía italiana multiservicios que opera principalmente en los mercados de agua, energía, gas y medio ambiente y fundadora de NOMOS Centro Studi Parlamentari, una firma consultora especializada en relaciones públicas y lobby de la que ha sido presidenta desde 1991, y el profesor universitario Giuseppe Guizzi. 

Pese a que aún falta por fijarse el número concreto de profesionales que conformarán el consejo de forma definitiva hasta 2021, según señalan fuentes conocedoras, todo apunta a que se quedará en cinco miembros, en vez de los quince que proponen los Benetton. 

Este 2018 la compañía pasó por uno de sus peores momentos, la caída del Puente Morandi, en Génova, que terminó con 43 fallecidos. Más allá de los daños personales, se quedaba una gran operación empresarial en el aire. La unión de la compañía italiana con la española ACS para la compra de Abertis tras la larguísima opa que sacudió a la concesionaria estaba a punto de cerrarse cuando ocurrió el trágico suceso. 

De hecho, tras él, las alarmas se dispararon y los plazos se alargaron más de lo inicialmente esperado. En cambio, finalmente, la operación se cerró en el mes de octubre pese a hacerlo sin grandes modificaciones en la compañía -sigue el mismo equipo directivo- y con rumores crecientes sobre las diferencias entre Florentino Pérez y el propio Castellucci. 

Un bonus millonario tras la tragedia

En cambio, este ha sido un buen año para el primer ejecutivo de Atlantia a nivel salarial. En concreto, y según el informe de remuneraciones de la compañía, la matriz de Autostrade per l'Italia -gestora del Puente Morandi de Génova en el momento del accidente- pagó al directivo 5,05 millones de euros en 2018, entre los que se incluía un bono de 3,72. 

Por su parte, el presidente de Atlantia, Fabio Cerchiai, se habría embolsado 1,28 millones, en los que también se incluiría un bono de 560.000 euros. Ambos ejecutivos estaban al frente de Autostrade per l'Italia en el momento del accidente.

Estas abultadas cantidades han causado repercusión en las redes sociales hasta que ha llegado a los principales políticos del país. "En el año del colapso de Morandi, el ex director general de Autostrade Castellucci cobra 3,7 millones en bonos. Presidente Cerchiai 560 mil euros. No se necesitan comentarios frente a los premios millonarios otorgados después de la tragedia de Génova, necesitamos una revolución en el sistema de concesiones: la que estamos haciendo", decía Danilo Toninelli, ministro de infraestructuras en su cuenta de Twitter. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios