7.700 millones

La venta de Telxius a American Tower llega a la CNMC a la espera del Gobierno

El organismo de Competencia recibe la propuesta de operación de los activos de España y Alemania a American Tower. El Ejecutivo aún no la ha autorizado.

Edificio Telefonica
Telefónica se juega su operación más destacada.#
Canva

Arranca el periplo regulatorio de la venta de las torres de telecomunicaciones de Telxius, filial de infraestructuras de Telefónica, al gigante estadounidense American Tower por 7.700 millones de euros. La propuesta de transacción ha llegado a la mesa de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), mientras se espera el pronunciamiento del Gobierno de Pedro Sánchez al amparo de la llamada 'ley antiopas'.

El pasado 2 de marzo entró la notificación de la operación en la Sala de Competencia de la CNMC. El pronunciamiento del organismo presidido por Cani Fernández no será para toda la venta, sino para la que se refiere al negocio europeo. En concreto, la compra de las filiales españolas (tanto la principal como la que gestiona los terrenos) y alemana.

El acuerdo establece la venta de casi 31.000 torres de telecomunicaciones y se configura en dos transacciones separadas e independientes. Por un lado, el negocio de Europa, es que el que será estudiado ahora por la CNMC, y de otra, el de Latinoamérica. No se han dado cierres definitivos previstos, aunque ATC aseguró que esperaba que uno de los dos tramos podría estar listo a lo largo del segundo trimestre del año.

Mientras la documentación se remite a Competencia, queda pendiente también la autorización del Gobierno. El decreto ley que regula el 'escudo antiopas' aprobado por el Ejecutivo de Pedro Sánchez le obliga a pasar también el filtro del Consejo de Ministros. El movimiento se encuadra entre los diferentes supuestos contemplados. Esta y la OPA sobre el 22% de Naturgy se convertirían en las dos grandes pruebas de fuego de este mecanismo público.

4.600 millones menos de deuda

Después de meses de intensas negociaciones, el presidente de la operadora, José María Álvarez-Pallete, y el resto del consejo de administración acabaron optando por American Tower como el comprador. En la fase final de la venta se encontraba como candidato la española Cellnex, pero finalmente los estadounidenses se llevaron el gato al agua con una oferta con unos múltiplos de récord. Se trata de un activo clave y estratégico, que va a ganar importancia con el despliegue de las redes ultrarrápidas 5G en el futuro.

El movimiento de American Tower implica su aterrizaje en Europa, después de años manteniéndose alejado de este mercado -con algún intento frustrado de adquirir a Cellnex-. Ahora, los estadounidenses y Cellnex se batirán el cobre para ver quién se convierte en el rey en un mercado en plena ebullición, cuyo modelo de negocio, a base de ingresos a largo plazo y estables, ha conquistado a los mercados. Por lo pronto, en España ya controlarán casi la mitad de los más de 40.000 emplazamientos repartidos por todo el país. En Europa aún queda mucho margen para la consolidación y para más operaciones.

Según aseguró el grupo español, el múltiplo implícito sería de 30,5 veces el Ebitda ajustado proforma. Esto le ha permitido generar una plusvalía de 3.500 millones de euros. Una vez completada la operación la deuda financiera neta Telefónica se reducirá aproximadamente en 4.600 millones de euros y el ratio de apalancamiento (Deuda Neta/EBITDA) en aproximadamente 0,3 veces.

Mostrar comentarios