Martes, 13.11.2018 - 17:58 h
Sanciones a las compañías que hacen negocios

Las amenazas de Trump surten efecto: la petrolera Total hace las maletas de Irán

Los países europeos estudian fórmulas para proteger a sus empresas con intereses en Ia región y para salvar, asimismo, el pacto nuclear.

La petrolera francesa Total compra Maersk Oil por 6.345 millones de euros
Fábrica de Total. 

El ministro de Petróleo de Irán, Biyan Namdar Zangane, dijo este lunes que la petrolera francesa Total ha abandonado oficialmente Irán después de que Estados Unidos informara de que iba a imponer sanciones a las compañías que hacen negocios con la república islámica de Irán.

"Total ha abandonado de modo oficial el contrato de desarrollo de la fase 11 de South Pars y hace más de dos meses que ya ha anunciado que se retira del contrato", dijo Zangane, en declaraciones difundidas por la agencia oficial de su ministerio, Shana. "El proceso de reemplazo de la compañía (Total) por otra compañía está en marcha", dijo el titular de Petróleo sin dar más detalles al respecto.

La compañía francesa rubricó el acuerdo en julio de 2017 con Petropars, filial de la Compañía Nacional Iraní de Petróleo (NIOC), que atesora el 19,9% del proyecto, y la Corporación Nacional del Petróleo de China (CNPC), a cargo del restante 30%.

El contrato era para el desarrollo de la fase 11, la última sección restante del yacimiento de gas de South Pars, el mayor del mundo de este hidrocarburo. Previamente Zangané había dicho que si Total se retiraba del proyecto sería reemplazada por la corporación china, elevando su interés a más del 80% desde el 30% actual.

El acuerdo, firmado en 2015 entre Irán y el Grupo 5+1 (EEUU, Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania), limita el programa atómico de Teherán a cambio del levantamiento de las sanciones internacionales.

Los países europeos estudian en la actualidad fórmulas para proteger a sus empresas con intereses en Irán de las sanciones estadounidenses y para salvar, asimismo, el pacto nuclear. En el próximo mes de noviembre entran en vigor las sanciones de EEUU contra el sector energético que es de suma importancia para Irán, que tiene una de las mayores reservas del mundo de petróleo y gas. Además, ha advertido a compañías extranjeras a cerrar sus negocios en Irán y ha amenazado que en caso contrario impondrá sanciones a todos aquellos que mantengan sus lazos comerciales con el país persa. 

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios