Miércoles, 01.04.2020 - 05:25 h
Tras el pulso con las telecos

El dueño del Mobile, contra todo: sigue de momento la feria pese a las bajas

El organizador mantiene el evento antes de un comité de urgencia tras la salida de Deutsche Telekom, que se mantenga la cita al menos de momento.

Mobile World Congress Barcelona
El MWC se suspende tras la crisis del coronavirus. / Europa Press

El Mobile World Congress se mantiene contra todo. El organizador del evento ha decidido mantenerlo de momento pese el aluvión de bajas de compañías del sector de las telecos y la tecnología por el temor ante el avance del coronavirus. Sólo este miércoles han anunciado su marcha las grandes operadoras de telecomunicaciones europeas como Vodafone, British Telecom o Deutsche Telekom.

Contra todo pronóstico, el mayor evento de móviles del mundo se mantiene... al menos por el momento. La GSMA, encargada de la organización, se ha reunido de urgencia este miércoles para analizar la situación y no ha querido tomar la decisión, mientras analiza el avance del coronavirus. El encuentro sigue aún celebrándose.

Según ha adelantado la agencia de noticias Reuters y ha confirmado la GSMA, los organizadores aseguran en un comunicado que el nuevo coronavirus "es una situación que cambia rápidamente y que GSMA está monitoreando de cerca; esto incluye reunise regularmente con expertos en salud mundiales y españoles, así como con nuestros socios, para garantizar el bienestar de los asistentes".

"Ya hemos implementado medidas de salud adicionales antes del Mobile y continuaremos buscando asesoramiento médico con frecuencia", apuntan en esa declaración, que aún no ha hecho pública.

Oleada de bajas

Es llamativa la decisión de la GSMA pese al aluvión de las bajas que se han producido en los últimos días. Junto a grandes grupos estadounidenses como AT&T o Cisco se suman otros europeos como Nokia o las grandes operadoras de telecomunicaciones como Vodafone, British Telcom o Deutsche Telekom.

El impacto de estas salidas es muy elevado en cuanto a espacio expositivo en la feria. Todas las bajas representan cerca de la mitad de los metros cuadrados que tienen disponibles en el recinto de Hospitalet de Llobregat (Barcelona). Quedan aún sin mover ficha gigantes asiáticos del móvil como Samsung o la propia Huawei.

Las reclamaciones económicas

Una de las claves en todo esto es el aspecto puramente económico: quién deberá afrontar las indemnizaciones por la cancelación. La revista estadounidense Wired confirma que la GSMA está tratando de conseguir que el Gobierno declare una emergencia sanitaria por el coronavirus, lo que le protegería con su seguro ante reclamaciones económicas.

Las administraciones no están por la labor. La alcaldesa de la ciudad condal, Ada Colau, ha asegurado hoy que la ciudad está "totalmente preparada" y ha insistido en que los científicos dicen que no hay motivo para la emergencia. El secretario de Salud Pública de Cataluña, Joan Guix, ha incidido en que "no hay ningún motivo sanitario" para suspender la feria. El ministro de Sanidad, Salvador Illa, mantiene esa unidad.

¿Quién da el paso definitivo? ¿Las grandes operadoras de telecomunicaciones o la GSMA? Esa es la clave. Con casi una veintena de bajas, algunas de ellas muy significativas, la salida de las telecos obligaría 'de facto' a la asociación organizadora a tomar la decisión. Pero el orden en las decisiones de unos y otros se antoja clave, según confirman varias fuentes conocedoras, en el reparto de los desembolsos de indemnizaciones y costes derivados de ese frenazo, debido a las cláusulas de los contratos suscritos.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING