Martes, 10.12.2019 - 19:44 h
Batalla por uno de los unicornios

Softbank gana la pelea: 'expulsan' al CEO de WeWork tras la fallida salida a bolsa

El consejo de la compañía, donde el gigante japonés es accionista mayoritario, nombra a dos CEOs interinos, mientras que nombran a uno definitivo.

El creador de Wework, Adam Neumann
El creador de Wework, Adam Neumann.

Softbank gana la batalla en la cúpula del gigante del coworking WeWork. Después de la frustrada salida a bolsa, los japoneses han logrado sacar al consejero delegado y cofundador de la empresa, Adam Neumann. El directivo, muy cuestionado por su gestión al frente de la compañía, se quedará como presidente no ejecutivo tras su renuncia, mientras que dos ejecutivos se convertirán en CEOs interinos mientras se nombra a alguno definitivo.

"En las últimas semanas, el escrutinio sobre mí se ha convertido en una distracción importante y he decidido que lo mejor para la compañía es renunciar como CEO", ha asegurado el directivo en una declaración. Durante la última semana ha vivido una enorme presión en el seno de la compañía, después de que se haya frustrado la salida a bolsa por la caída en la valoración entre críticas de los inversores por su gestión.

En los últimos días, el máximo accionista de la compañía al margen de los cofundadores, Softbank, ha presionado de manera importante para lograr que Neumann saliera de la gestión de la compañía. El grupo japonés, según confirmaban diversas fuentes a medios como CNBC o el propio Wall Street Journal, no era partidario de lanzar la OPV de la compañía ante las dudas de los inversores por la alta valoración y su cuenta de resultados, golpeada por fuertes pérdidas. 

La compañía tenía una valoración privada de 47.000 millones de dólares, después de rondas de varios miles de millones aportadas por la propia Softbank. Tras los contactos con los inversores en los primeros tanteos ante la salida a bolsa -y después de publicar el folleto oficial ante la SEC estadounidense-, se demostró que el apetito era muy bajo y la valoración podía situarse por debajo de los 15.000 millones.

Críticas a Neumann

Adam Neumann (40 años) ha sido señalado por su labor al frente de la empresa. Primero por los 'superpoderes' que hoy tiene con sus acciones: cada uno de sus títulos equivalen a 20 votos. Por otro, por una gestión muy personalista. 

Por ejemplo, la compañía prestó cientos de millones de dólares al directivo para comprar propiedades que luego la compañía alquiló, en lo que muchos han señalado como un grave conflicto de interés. O el pago al fundador de casi 6 millones de euros por la marca 'We' que estaba registrada con una sociedad a su nombre. O la contratación de varios familiares de Neumann y el nombramiento de su pareja como uno de los tres miembros de un comité encargado de reemplazar al directivo en caso de que muriera o quedara discapacitado durante la próxima década.

¿Recortes a la vista?

Entre los inversores de la compañía ya se están poniendo la venda. Según explicaba el medio The Information, ejecutivos se han reunido con banqueros para tratar de discutir medidas de reducción de costos, que podrían incluso incluir despidos de hasta un tercio de la plantilla (unos 5.000 empleados), así como el cierre de negocios auxiliares.

Durante los primeros seis meses de este año 2019 ha ingresado algo más de 1.500 millones de dólares procedentes de sus 528 oficinas y 527.000 miembros activos, pero debido principalmente a los gastos vinculados a la apertura de nuevas oficinas las pérdidas operativas se dispararon por encima de los 1.300 millones.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios
NOTRACKING