Sábado, 22.09.2018 - 07:55 h
Cuenta atrás para la sentencia del Alto Tribunal

El taxi espera que un decreto ley le 'salve' de la liberalización de la VTC antes del TS

Es el salvoconducto en el que confían, pues no son especialmente optimistas ante el pronunciamiento del Alto Tribunal tras la vista oral del martes.

Diez profesiones que desaparecerán en 2030
El taxi se plantea movilizaciones en caso de una sentencia del TS a favor de la eliminación de la ratio 1-30.

[Leer más: El Gobierno cede y rescata al taxi con un decreto ley para frenar a Uber y Cabify]

Lo ven como su salvoconducto ante una sentencia del Tribunal Supremo que acabe por tumbar la limitación a las licencias VTC, utilizadas por plataformas como Uber y Cabify. El sector del taxi espera que un decreto ley aprobado por el Gobierno 'in extremis' les 'salve' de la liberalización antes de la sentencia del Tribunal Supremo, que llegará previsiblemente a finales de este mes de abril.

"No somos muy optimistas; la vista de este martes ha sido un paripé y la decisión ya estaba tomada", afirma el presidente de Fedetaxi, Miguel Ángel Leal. "No creemos en la justicia y no creo en el Supremo; hay una intención clara de liberalización", apunta el líder de Élite Taxi Barcelona, Tito Álvarez.

Después de la vista oral de este martes, el taxi no las tiene todas consigo. Y ante una posible herida por la sentencia del Supremo, quiere que el Ministerio de Fomento ponga la venda. Según confirman varias fuentes del sector, hay un cierto compromiso del propio departamento de que se dé luz verde a un texto en las dos próximas semanas, para tenerlo aprobado por el Consejo de Ministros antes del posicionamiento del Alto Tribunal.

"Bloquearemos ciudades"

Este decreto daría rango de ley a la normativa que regule el sector de la VTC y, por tanto, no podría ser recurrida ante el Tribunal Supremo. Su aprobación no sería sencilla. Debería tener la luz verde del Gobierno en el Consejo de Ministros, pero también necesitaría el apoyo de grupos en el Congreso para su convalidación definitiva.

Fuentes del sector de la VTC aseguran a La Información que se trataría de un movimiento polémico sin precedentes, en el que el poder legislativo pone en marcha un decreto como medida preventiva ante una posible sentencia del poder judicial.

"Bloquearemos ciudades y haremos lo que sea para que, aunque sea a golpe de decreto, podamos frenar esto; pueden arruinar a 100.000 familias", advierte Tito Álvarez, quien reconoce que se viene hablando en los últimos días de esta vía del decreto. "Esto es una cuestión de voluntad política; pero más allá del decreto, que sería muy positivo, ¿qué se va a hacer con las licencias VTC que sobran?".

Hoy por hoy, las principales comunidades autónomas tienen varios miles de licencias VTC reclamadas por particulares y grandes gestores de flotas del sector durante los últimos meses confiando en un fallo favorable a la liberalización del Supremo. El objetivo: conseguir la 'luz verde' a esas autorizaciones.

Movilizaciones, más allá de las medidas

Al margen de esta posible medida del Gobierno, desde el sector del taxi prevén movilizaciones en caso de que se produzca esa liberalización 'de facto' a través de la sentencia del Alto Tribunal. "Lo llevaremos a Europa; agotaremos todas las vías, en la calle y en los juzgados", advierte Álvarez.

"Habrá movilizaciones seguro; nos estamos jugando la vida", advierte Miguel Ángel Leal, quien insiste en que a medio plazo habría que poner sobre la mesa un plan de compensaciones que palíen los desembolsos que han llevado a cabo los taxistas para adquirir las licencias en el mercado secundario.

Sea como sea, la cuenta atrás para saber la posición del Tribunal Supremo ya ha empezado. Y tanto el sector de la VTC como el del taxi aguantan la respiración. Hay mucho en juego.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios