Miércoles, 18.09.2019 - 05:15 h
Tras la expectación en el mercado

Telefónica aprueba en el consejo un plan de mínimos y estudiará la venta de torres

La teleco anuncia la puesta en marcha del PSI, con un coste de 1.700 millones y ahorros de 200 millones anuales, y el estudio de la venta de torres.

Ángel Vilá, José María Álvarez Pallete y Laura Abasolo.
Ángel Vilá, José María Álvarez Pallete y Laura Abasolo. / EFE

Un plan de mínimos, con un nuevo paquete de prejubilaciones para hasta 5.000 empleados en España y el estudio futuro de la venta de torres de telefonía móvil del grupo. Es lo que ha aprobado hoy el consejo de administración de Telefónica, que se ha reunido durante varias horas tras el duro golpe del mercado en un agosto 'negro'.

El consejo de administración había causado una gran expectación en el mercado. Analistas y fondos se mantenían atentos ante los posibles movimientos de la compañía después de que la acción tocara mínimos de más de una década durante el pasado mes. Sin embargo, sólo se ha puesto sobre la mesa una medida efectiva en lo laboral y la promesa del estudio de una operación corporativa.

Según confirma la operadora en dos hechos relevantes ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el consejo de la compañía ha "tomado razón" de los trabajos realizados en relación a la venta del actual portfolio de torres de telecomunicaciones. "Y ha acordado continuar con el estudio y análisis de dicho proyecto", se limita a asegurar.

Es decir, la operadora sólo confirma que ha habido avances en ese plan de ventas de torres -hoy gestiona una parte de su infraestructura a través de Telxius, donde cuenta con dos accionistas como el fondo KKR y Amancio Ortega-, pero sin precisar un calendario para su ejecución (sólo aseguran que será en los próximos doce meses), ni tampoco el objetivo económico que se marcan.

La operadora cuenta hoy con una cartera de unas 130.000 torres en todo el mundo. Pero es propietaria directamente de unos 68.000 en una docena de mercados. Telxius es propietaria de aproximadamente 18.000. Y las otras 50.000 restantes son propiedad de otras filiales del grupo. Seis de cada diez de estas instalaciones están ubicados en los cuatro principales mercados: España, Reino Unido, Alemania y Brasil.

¿Cómo se traduce en dinero? La empresa insiste en que podría generar unos 830 millones de euros de ingresos y unos 360 millones en Ebitda, pudiendo requerir 25 millones de euros en inversiones de mantenimiento.

El PSI, como medida estrella

La otra gran medida hay que encontrarla en la negociación colectiva de la empresa. El consejo ha dado luz verde a la propuesta laboral que pondrá sobre la mesa a los sindicatos en una reunión mañana con la que avanzar la negociación de un nuevo convenio colectivo. En esa propuesta se incluye un nuevo Plan de Suspensión Individual voluntario con las mismas condiciones que el anterior (para mayores de 53 años, que se podrán marchar con el 68% de su nómina), tal y como adelantó ayer La Información.

El valor actual del gasto de ese plan se estima en el entorno de los 1.600 millones de euros antes de impuestos y los ahorros anuales promedio de gastos directos en los 220 millones de euros a partir de 2021. "El impacto en generación de caja sería positivo desde el primer año si bien dependerá de las condiciones finales negociadas y el grado de adhesión", apuntan.

A esto se suma la propuesta de un programa para que determinados servicios, que hoy estarían subcontratados, "puedan ser ofrecidos directamente por personal de la compañía, con el fin de asegurar la calidad del servicio que se presta al cliente".

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios