Tendam (Cortefiel) respira tras el cambio de rumbo: gana 43 millones en 9 meses

  • La matriz de cadenas como Springfield y Women'secret asume una caída de ingresos del 1,1%, que se quedan en 801,7 millones.
Imagen de una tienda Women'Secret, perteneciente a Cortefiel.
Imagen de una tienda Women'Secret, perteneciente a Cortefiel.

Tendam, (la antigua Cortefiel), que engloba las marcas comerciales como Springfield, Women’secret, Pedro del Hierro o Fifty ganó 43,4 millones de euros en los nueve primeros meses de su ejercicio, entre el de marzo y el 30 de noviembre de 2018.

La compañía, que se posiciona como una de las candidatas a saltar a bolsa en 2019, deja así atrás los números rojos que obtuvo en el mismo periodo de 2017, cuando perdió 13 millones de euros, según ha indicado el grupo textil a través de un comunicado.

Pese a que logra mejorar su rentabilidad, el grupo textil controlado por las firmas de inversión CVC y PAI asume un recorte de ingresos. Tendam reconoce que en estos nueve meses, sus ventas se han resentido ligeramente, con un retroceso del 1,1%. Facturó 801,7 millones de euros. 

"El comportamiento durante los primeros nueve meses del ejercicio 2018-19 ha estado marcado por dos períodos diferenciados: un primer semestre condicionado por el saneamiento del portfolio de tiendas efectuado en primavera/verano 2017, una climatología adversa y el efecto negativo de los tipos de cambio", explica la sociedad. Algo que compensa con "un tercer trimestre con crecimiento en ventas, mejora significativa del margen bruto y mejora del Ebitda en un 41,8%".

"La compañía ha mostrado un comportamiento positivo respondiendo a las expectativas para el tercer trimestre, en un entorno adverso especialmente durante los primeros seis meses del ejercicio", indica su consejero delegado, Jaume Miquel, a través del citado comunicado.

"Seguimos trabajando en crear valor para nuestros clientes, marcas, empleados y accionistas a través de tres pilares: la inversión en la fortaleza de nuestras marcas, la evolución en nuestra relación con el cliente, y la constante mejora operativa y de gestión". Una transformación que llega después de asumir un cambio en la estrategia de Cortefiel, que pasó por el cierre de tiendas y la destrucción de prendas y mercancía.

Tendam señala que, durante el tercer trimestre del ejercicio, sus ingresos comparables (en las tiendas abiertas desde hace más de un año) su facturación repuntó un 2,1%, hasta 247,3 millones de euros. En cuando a sus ventas online, afirma que se han incrementado un 26,7% entre marzo y noviembre. Un segmento que, asegura, es rentable (aunque no da cifras) y que representa un 7,8% de las ventas totales de la compañía en la Península Ibérica.

Respecto a la evolución de su resultado de explotación (Ebitda), Tendam señala que ha repuntado un 2,6% en estos nueves meses, a 104,1 millones de euros; y que su margen bruto mejoró en 0,3 puntos porcentuales, hasta situarse en en el 63,5%. "La gestión activa del stock ha resultado en una positiva reducción de inventarios en 1 millón de euros versus noviembre de 2017, aun considerando el aumento de superficie por las 71 nuevas tiendas abiertas", justifica.

La dueña de Springfield detalla que "la generación del flujo de caja libre después de intereses ha mejorado en 50,1 millones de euros con respecto al mismo período del año anterior" y que "logró una importante reducción de los gastos financieros (40,3 millones de euros menos) como consecuencia de la nueva estructura de la deuda". El pasivo neto se situó en 500,2 millones de euros (con un ratio de endeudamiento hasta 3,1 veces Ebitda). "Durante el período, Tendam recompró deuda por valor de 30 millones de euros y con posterioridad al cierre de noviembre ha realizado nuevas recompras por un importe similar hasta alcanzar los 60 millones de euros", adelanta.

Mostrar comentarios