ACNUR pide garantizar todas las salvaguardias antes de iniciar las devoluciones a Turquía

EUROPA PRESS

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) ha reclamado este viernes que se garanticen todas las salvaguardias antes de comenzar el próximo 4 de abril las devoluciones de los inmigrantes y refugiados llegados a Grecia desde Turquía en virtud del acuerdo suscrito entre la UE y Ankara el mes pasado.

"A la luz de las continuadas graves brechas" constatadas tanto en Grecia como en Turquía, la portavoz de ACNUR, Melissa Fleming, ha reclamado en nombre de la agencia de la ONU que "todas las partes" implicadas en el acuerdo "garanticen que todas las salvaguardias están en vigor antes de que comiencen las devoluciones".

En virtud del acuerdo alcanzado por la UE y Turquía el pasado 18 de marzo, todos los inmigrantes y refugiados llegados a Grecia desde el pasado 20 de marzo serán devueltos a Turquía. Está previsto que dichas devoluciones comiencen el próximo lunes.

"ACNUR no tiene objeción a las devoluciones de personas sin necesidad de protección y que no han solicitado asilo, siempre y cuando sean conformes con los Derechos Humanos", ha precisado la portavoz en rueda de prensa en Ginebra.

Según los datos de ACNUR, en Grecia hay actualmente unos 51.000 inmigrantes y refugiados, de los que unos 5.000 están atrapados en las islas, a las que llegaron 766 personas este martes, tras haber caído la media de llegadas diarias a unas 300.

Fleming ha indicado que "numerosos aspectos de los sistemas para recibir y tratar con personas que podrían necesitar protección internacional siguen sin funcionar o están ausentes" en Grecia.

DETERIORO DE LAS CONDICIONES

Además, la agencia de la ONU ha constatado un deterioro de las condiciones en el centro de acogida en Lesbos, donde hay 2.300 personas pese a que la capacidad es de 2.000.

"La gente duerme a la intemperie y el suministro de alimentos es insuficiente. La ansiedad y la frustración son generalizadas", ha denunciado la portavoz. "Para empeorar las cosas, muchas familias se han visto separadas, con sus miembros dispersos por Grecia, lo que representa una preocupación adicional si comienzan las devoluciones", ha añadido.

También se han deteriorado las condiciones de recepción en Samos, otra de las islas a las que llegan los inmigrantes y refugiados. Fleming ha indicado que mala infraestructura de saneamiento, las personas con necesidades especiales tienen escasa ayuda y "las distribuciones de alimentos son caóticas".

Como en Lesbos, el centro de acogida de Chios tiene 1.700 personas cuando su capacidad es para 1.000, ha añadido, reconociendo que ACNUR está "muy preocupado por la situación allí" ya que la pasada noche hubo altercados y tres personas resultados heridas por apuñalamiento.

En la Grecia continental, donde están los que llegaron antes del 20 de marzo, "la situación es igualmente difícil", ha indicado la portavoz, precisando que los refugiados e inmigrantes están dispersos en un total de 30 puntos.

La situación es "pésima" tanto en el puerto del Pireo, donde llegan desde las islas, como en Idomeni, en la frontera con Macedonia, ha añadido, advirtiendo de un "riesgo real de pánico y heridas" en estos lugares, en los que en la última semana se han registrado varios incidentes.

Así las cosas, ha alertado de que a menos que Grecia reciba apoyo adicional urgente de la UE "la limitada capacidad del servicio de asilo griego para registrar y procesar las solicitudes de asilo creará problemas".

TURQUÍA

En cuanto a Turquía, Fleming ha indicado que ACNUR "ha solicitado acceso a las personas devueltas desde Grecia, para garantizar que se pueden beneficiar de protección internacional efectiva y para evitar el riesgo de rechazo" de su petición.

En este sentido, la agencia de la ONU "espera que la regulación de protección temporal necesaria para garantizar o reinstaurar el estatus de protección temporal para los sirios readmitidos desde Grecia se adopte pronto".

Mostrar comentarios