El ex primer ministro de Pakistán Nawaz Sharif asegura que no ha sido inhabilitado debido a la corrupción

  • El ya ex primer ministro paquistaní Nawaz Sharif ha asegurado este sábado que su inhabilitación por orden judicial no se debe a ningún cargo de corrupción y ha subrayado que no se ha demostrado ni uno solo de los cargos presentados contra él por corrupción.
EUROPA PRESS

"Estoy orgulloso de que mi inhabilitación no se deba a las acusaciones de corrupción", ha afirmado en declaraciones recogidas por la cadena de televisión paquistaní Geo TV en las que ha asegurado que no comprende los motivos de su destitución.

En ese sentido, ha asegurado que no ha hecho nada mal. "Me sentiría culpable si hubiese hecho algo malo", ha señalado durante un acto de su partido, la Liga Musulmana de Pakistán-Nawaz (LMP-N) al tiempo que ha negado que haya cobrado ningún salario de la empresa creada por su hijo durante los años que estuvo en el exilio.

Sharif dimitió el viernes después de que el Tribunal Supremo ordenara inhabilitarle en el marco del caso abierto contra el mandatario por corrupción en relación con las revelaciones de los 'Papeles de Panamá' sobre la fortuna de su familia. La sentencia se basa en un informe que asegura que no declaró ingresos por 10.000 dirhams emiratíes (unos 2.300 euros) mensuales entre 2006 y 2014.

En un veredicto unánime, los cinco magistrados del Supremo han ordenado también una investigación penal contra el primer ministro y su familia. Este proceso debería resolverse mediante un juicio en un plazo de seis meses.

"Estaba en el exilio y era difícil entonces conseguir un visado. Cuando fui de Arabia Saudí a Londres no podía vivir allí y tuve que viajar a otro país y volver. Conseguía el visado en Dubai cada seis meses porque Londres era el centro de nuestra actividad política", ha indicado. "Para conseguir el visado pensamos que sería legal que mi hijo crease una empresa y me hiciera su presidente. El salario se decidió porque era necesario que fuera asalariado", ha argumentado.

"Me han inhabilitado por no recibir un salario, ya que no lo recibí aunque era un ingreso que debía declarar. Es la empresa de mi hijo, no una empresa del Gobierno, y no estaba ganando millones con ella", ha apostillado.

En su discurso ha pedido apoyo para su hermano, Shabhaz Sharif, como próximo primer ministro y ha defendido que el puesto sea ocupado de forma interina por Shahid Khaqan Abbassi.

Así, el líder de la oposición, Imran Khan, ha criticado la elección del hermano de Sharif porque supone seguir con la tradición de dinastías políticas que lo asimilan a "una forma de monarquía". "Los partidos políticos no tienen democracia interna. Son partidos familiares (...). En realidad es como una monarquía", ha denunciado en declaraciones a Reuters.

Mostrar comentarios