Perú: abren proceso penal por presunta corrupción a expresidente Toledo

Un magistrado penal abrió proceso contra el expresidente de Perú Alejandro Toledo (2001-2006), a su esposa, Eliane Karp, y a otras personas por el presunto delito de lavado de activos tras las investigaciones sobre la adquisición de inmuebles durante su gobierno.

El juez Abel Concha concluyó que los involucrados concertaron voluntades para lavar fondos de procedencia ilícita proveniente de presuntos actos de corrupción que se habrían producido durante el gobierno del exmandatario, informó un vocero del Poder Judicial.

Señaló que durante la audiencia realizada este jueves, el magistrado consideró que los elementos presentados por la Fiscalia de lavado de activos son suficientes para demostrar que hay fondos de procedencia ilícita generados por actos de corrupción durante el gobierno de Toledo.

El expresidente, de 70 años, calmó los rumores de la prensa que sostenía que se encontraba fuera del país, indicando en su cuenta social twiter: "estoy en Lima desde el viernes. Yo no me corro. Estoy aquí para enfrentar las acusaciones sin fundamento" y agregó una foto donde se le puede ver sentado junto a un escritorio.

Toledo participó el 5 de abril en las elecciones presidenciales de 2016, en las que obtuvo 1,3% de los votos. En esos comicios pasaron a una segunda vuelta, que se disputará el 5 de junio, Keiko Fujimori por Fuerza Popular y Pedro Pablo Kuczynski de Peruanos Por el Kambio.

El magistrado Concha decidió judicializar el caso tras escuchar el pedido de la fiscal Manuela Villar, quien sostuvo que no se ha probado el origen lícito de las millonarias compras de una casa en la zona exclusiva de Las Casuarinas y una oficina en el distrito limeño de Surco que fueron hechas por Eva Fernenbug, suegra de Toledo.

La demanda del fiscal fue presentada ante el 16º Juzgado Penal de Lima por el caso relacionado con la creación de la empresa Ecoateva en Costa Rica y la compra de inmuebles en Lima.

La acusación fiscal también alcanza al empresario Josef Maiman, a Eva Fernenbug y al exjefe de seguridad de Toledo, el israelí Avraham Dan On.

El juez Concha también los incluye en el proceso, pero deja temporalmente fuera del caso a la señora Fernenbug porque presentó un recurso de amparo sobre unas presuntas irregularidades cometidas por la fiscalía. Otro tribunal deberá decidir si procede, y en caso de que lo rechace será incluida en el proceso penal, se informó.

La fiscalía investiga a Toledo luego de que trascendiera a la prensa que su suegra, de 86 años y que vive en Bruselas, realizó dos millonarias compras inmobiliarias por un monto superior a los 4,5 millones de dólares con el dinero de la empresa Ecoteva Consulting Group.

A través de esta empresa, creada en Costa Rica, la suegra de Toledo compró en Lima una casa por 3,75 millones de dólares en julio de 2012 y una oficina por 882.400 dólares en setiembre de ese mismo año.

En los últimos nueve meses la fiscalía peruana ordenó el levantamiento del secreto de todas sus cuentas bancarias y de las operaciones tributarias y bursátiles e indagó sobre su posición crediticia para constatar si tenía deudas pendientes.

Temas relacionados

Ahora en Portada 

Comentarios